Psicología

Qué significa tocarse la mandíbula al hablar, según la psicología

Este gesto es uno de los más comunes, y a veces lo realizamos sin darnos cuenta. A continuación te decimos qué significa.

La comunicación no verbal puede decir mucho de nuestra persona. Los gestos que usamos, o incluso la forma en cómo movemos las manos tiene un doble sentido, o un doble significado. Incluso muchos de estos gestos o acciones son analizadas por diversos profesionales del mundo de la salud.

En esta ocasión te diremos qué dice la psicología sobre un gesto que muchas personas realizan de manera automática: tocarse la mandíbula o la barbilla al hablar. Es importante destacar que muchas veces este gesto o acción es realizado por las personas sin que las mismas se den cuenta.

►TE PUEDE INTERESAR: ¿Qué significa que el ojo turco se rompa?

Mandíbula (1).jpg
Tocarse la mandíbula al hablar.

Tocarse la mandíbula al hablar.

¿Qué significa tocarse la mandíbula al hablar?

Tocarse la mandíbula al hablar tiene múltiples significados, pero estos son los más comunes:

Uno de los significados más comunes de tocarse la mandíbula es el de análisis. Este gesto sugiere que la persona está reflexionando sobre una situación y evaluando cómo proceder. Es una señal de concentración y un claro indicativo de que la persona está evaluando sus opciones con cuidado.

Por otro lado, esta acción también puede traducirse como seducción. La persona quiere resaltar su cuello, su mandíbula. Este pequeño movimiento puede aumentar el atractivo percibido de una persona, jugando un papel sutil pero poderoso en las dinámicas de la atracción.

►TE PUEDE INTERESAR: Qué significa encontrar dinero en la calle, según la Metafísica

Mandíbula (2).jpg
Tocarse la mandíbula.

Tocarse la mandíbula.

El gesto de tocarse la mandíbula también expresa malestar, desinterés o estrés. Pero este gesto también puede expresar incomodidad o tensión.

Por otro lado, los psicólogos aseguran que tocarse la mandíbula al hablar puede expresar aburrimiento. Este gesto de apoyo indica desinterés y una falta de compromiso con lo que está ocurriendo alrededor. Es una postura que revela una desconexión y una falta de entusiasmo en la situación actual.