Policiales
Fue detenido en un operativo de rutina en la zona sudoeste, cuando deambulaba en un carro como un ciruja, y recién en la comisaría se logró identificarlo. Lo buscaba hasta la Interpol.

Trasladaron a la cárcel de Coronda al "Viejo Ariel", líder de Los Monos

Por UNO

El noticiero Telenoche, del canal rosarino El Tres, difundió las imágenes del intenso operativo que se desplegó para transportar al hombre, arrestado cuando iba a bordo de un carro de cirujeo, en inmediaciones de Centeno y Felipe Moré.Coordinados por las Tropas de Operaciones Especiales (TOE), varios patrulleros y camionetas oficiales partieron con el detenido hacia Coronda. Lo hicieron desde Jefatura, donde un rato antes el jefe de la Policía de Rosario, comisario José Luis Amaya, brindó detalles del procedimiento en una conferencia de prensa.

Relató que un móvil que circulaba por la zona oeste en un recorrido de rutina detectó la presencia de “un carro tirado por un equino que llevaba dos varones, uno mayor de edad y el otro menor”.

“Al advertir la presencia policial, ambos hombres intentaron darse a la fuga”, señaló Amaya, y agregó que ante esa situación se inició una persecución hasta que lograron reducirlos y trasladarlos a la comisaría 19ª, con jurisdicción en la zona.

A Cantero “le secuestraron un celular y él se identificó como Martín Antonio Merlo”, precisó el jefe de la fuerza, pero explicó que gracias a un sistema de identificación dactiloscópica –no portaba documentación– se determinó que se trata de un hombre prófugo de la Justicia, acusado de liderar la conocida banda de Los Monos, señalada como la más importante del narcotráfico de Rosario y la zona.

“El Ariel”, como también se lo conoce, quedó preso, incomunicado y a disposición de la jueza de Instrucción Alejandra Rodenas, que en breve le tomará declaración. Los otros integrantes de la banda están recluidos en el penal de Piñero luego de recibir condenas en juicio abreviado.

Por su parte, su abogado, Carlos Varela, dijo ante la cámara de El Tres que su defendido “está lastimado en la cabeza y tiene un disparo en la espalda que, suponemos, es de una escopeta antitumulto, con perdigonada de goma”.

“Tenemos interés que declare cuanto antes”, adelantó el letrado.

 Embed      
 Embed      

Dejá tu comentario