Policiales
Alan, de 16 años, fue detenido por el crimen de Carla, de 24, en Capital Federal. Una vecina contó como era la relación entre ellos.

El dramático trasfondo de la historia del joven acusado de matar a su hermana

Por UNO

Los gritos provenientes del departamento 1ro. "C" de Cullen 5399, esquina Andonaegui, en Villa Urquiza, eran desgarradores: "¡Alan, pará, Alan, no me mates!", se escuchaba entre llantos. Tras ello, los vecinos alertaron al 911, momento en que llegaron los uniformados y descubrieron la macabra escena.El cuerpo de Carla Iglesias, de 24 años, se encontraba bajo una cama, ahorcada con un cable y sus manos atadas a la espalda. Alan, de 16 años, intentó tapar la escena, pero no lo logró. Ahora, Alan se encuentra en el Centro de Admisión y Derivación de la Secretaría de la Niñez, la Adolescencia y la Familia, donde quedó detenido a disposición de la Justicia.

La madre de ambos, había fallecido de cáncer en febrero, en tanto que el padre de Alan murió mientras ella estaba embarazada. Por su parte, el padre de Carla había rehecho su vida y no tenía contacto con la joven.

"Ellos tenían ya muchas deudas incluso antes de que muera la madre, mi mamá les prestaba plata para que se puedan mantener más o menos", explicó Evelyn, amiga de la familia, quien aclaró que "el último tiempo por las deudas les habían cortado la luz y el gas, y él venía a comer y a bañarse a mi casa, pero ella no quería porque decía que estaba traumada".

El único ingreso monetario del hogar –que ocupaban desde que falleció la dueña, a quien cuidaba la madre de ambos– era el que conseguía Alan como paseador de perros, tarea que realizaba casi hasta la medianoche. Por su parte, Carla, quien no trabajaba, había estudiado en el Liceo Naval y luego cursó dos años en el Colegio Militar de la Nación, en El Palomar, pero abandonó aduciendo malos tratos y ahora planeaba ingresar como aspirante a la Policía.

"La hija no trabajaba, se fue dos veces de la casa y cuando volvía sólo era para sacarle plata a la madre", continuó su relato Evelyn, quien comentó que al momento de enfermar la madre los dos hermanos estuvieron unidos todo el tiempo.

Dejá tu comentario