Samuel Llanos, el fisicoculturista acusado del femicidio de Analía Maldonado en Los Toldos, fue trasladado a la Unidad Penal 49 de la localidad bonaerense de Junín, una cárcel que funciona como alcaidía y que sirve como tránsito de presos para que, luego sean trasladados a otros penales de la Provincia.

El fisicoculturista llegó con el tabique roto tras la brutal paliza con la que lo recibieron en la comisaría, tras el brutal crimen de la "peluquera del pueblo", cuyo cuerpo fue encontrado carbonizado dentro de una bolsa de arpillera en el Camino Real hacia la localidad de San Emilio.

Los resultados preliminares de la autopsia practicada a los restos, arrojaron que la mujer fue golpeada en la cabeza y estrangulada hasta morir, y luego su cuerpo fue quemado.

Según trascendió, la defensa del acusado, en las próximas horas pediría que lo trasladen a un pabellón para que permanezca alejado del resto de la población por temor a nuevas represalias. Llanos está imputado por "homicidio agravado por el vínculo y por ser la víctima una mujer mediante la violencia de género (femicidio)".

Molieron a golpes al femicida de Analía Maldonado

Los restos de Maldonado fueron encontrados el pasado lunes a orillas de un camino rural camino a San Emilio y la mujer era buscada desde el domingo 18, cuando sus familiares denunciaron su desaparición.

Llanos, quien se fugó tras el femicidio en el auto de la víctima, fue capturado el pasado martes en un hotel de la ciudad de Luján, luego de haber pasado la noche del lunes en un hotel alojamiento, y se negó a declarar ante el fiscal José Alvite Galante, titular de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 3 de Junín.

Seguir leyendo