País Miércoles, 30 de agosto de 2017

Por primera vez en la historia, hubo resultados distintos entre el escrutinio provisorio y el definitivo

Aunque en la formalidad no se registraron denuncias, tras las primarias del pasado 13 de agosto Unidad Ciudadana acusó al Gobierno de "manipular" los resultados de ese primer conteo de los votos.

La diferencia registrada en los resultados del escrutinio definitivo con respecto a los del provisorio marcaron un hecho histórico, ya que se trató de la primera vez que hubo un cambio en los ganadores entre el conteo realizado por el Correo y el de la Justicia Electoral.

Ante ello, en la Cámara Nacional Electoral recordaron que en reiteradas acordadas reclamaron hacerse cargo del escrutinio provisorio para así evitar que desde cualquier espacio político se acuse al oficialismo de turno de cargar los telegramas de manera discrecional.

Fuente: resultados.gob.ar
Fuente: resultados.gob.ar

Aunque en la formalidad no se registraron denuncias, tras las primarias del pasado 13 de agosto Unidad Ciudadana acusó al Gobierno de "manipular" los resultados de ese primer conteo de los votos.

Con la confirmación de que la lista que encabezaba Cristina Kirchner como precandidata a senadora nacional había superado finalmente a la nómina de Cambiemos, se dio por primera vez en la historia una situación así, en la que varían las posiciones de los dos primeros espacios entre un escrutinio y otro.

Actualmente, el primer conteo de votos está a cargo del Correo Argentino, que suele licitarlo y quedar en manos de la empresa INDRA.

De esta manera, es el Poder Ejecutivo el que tiene en sus manos la organización del escrutinio provisorio, pese a los históricos reclamos de la CNE para llevar adelante todo el proceso electoral.

En enero pasado, el tribunal integrado por Santiago Corcuera y Alberto Dalla Vía había propuesto que, ante el rechazo del Congreso a la reforma electoral propuesta con el Gobierno, se podían "implementar una serie de medidas para el fortalecimiento del proceso electoral".

Sin embargo, frente a la negativa del Gobierno, la Cámara debió aclarar en junio que "el escrutinio provisorio continúa bajo la órbita exclusiva del Poder Ejecutivo sin participación alguna de la Justicia Nacional Electoral".

Según supo NA, la CNE podría hacerse cargo del conteo provisorio, para lo cual necesitaría que el Gobierno le traspase los recursos logísticos y económicos para llevarlo a cabo.

Por parte de la Casa Rosada, la intención es que la organización esté en manos de un ente independiente del Gobierno como el Instituto Nacional Electoral (INE) de México.

Ese punto no es apoyado por la Cámara, que plantea seguir el modelo de Brasil y su Tribunal Superior Electoral (TSE).

Más noticias