País Lunes, 10 de septiembre de 2018

Pescarmona denunció que De Vido quiso quedarse con acciones de IMPSA

Lo aseguró el empresario en su declaración ante los fiscales. Es un testigo arrepentido

Enrique Pescarmona confesó el pago de coimas para que Julio De Vido destrabara pagos de Venezuela por la central hidroeléctrica que estaba haciendo IMPSA en su momento, según reveló el diario Clarín, pero además denunció que el ex ministro de Planificación intentó quedarse con acciones de IMPSA

"Me arrepiento de haberle pagado coimas a esos hijos de puta", manifestó ante los fiscales Carlos Stornelli y Carlos Rivolo.

Según el matutino porteño, Pescarmona no solo admitió el pagó de sobornos a ex funcionarios K, sino que también describió el modo con el que, el propio ex ministro de Planificación Federal, Julio De Vido, le exigió que le traspasase un monto no especificado de acciones de IMPSA para poder así empezar a ganar licitaciones de obras públicas.

Según sostuvo en su declaración, el principal problema que tuvo durante el gobierno K, fue las trabas que desde el oficialismo le ponían para que recibiese el pago de la millonaria obra que estaba ejecutando en Venezuela. La misma le había sido adjudicada en 2008 y consistía en proveer diez turbinas de 232 megavatios a la central hidroeléctrica Tocoma por un monto de 520 millones de dolares. Tras no haber cobrado sus trabajos en Brasil y Venezuela, la multinacional se declaró en default.

"Pescarmona reveló presiones de Julio De Vido para quedarse con su empresa. Señaló que el recorrido del dinero comenzaba con el recaudador Roberto Baratta, porque desde el Ministerio de Planificación Federal le dijeron que solo a través de una gestión desde Buenos Aires volvería a fluir el dinero en Caracas para Managua I", explica Clarín.

En su declaración como arrepentido, habría detallado que Baratta pasaba a buscar por su propia casa bolsos con plata.

Más noticias