País Viernes, 18 de mayo de 2018

"Corcho" Rodríguez, más complicado en Odebrecht

El fiscal federal Federico Delgado realizó un entrecruzamiento de teléfonos en fechas clave de una obra de AYSA sospechada por el pago de sobornos a funcionarios por parte de Odebrecht, el cual complica al empresario Jorge Corcho Rodríguez, considerado intermediario en la maniobra.

Se trata de un entrecruzamiento de llamados telefónicos entre el Corcho Rodríguez, funcionarios del área del entonces Ministerio de Planificación Federal y los directivos de Odebrecht; sumado a vuelos que realizó el empresario a Uruguay donde está constituida una firma que se le atribuye que recibió los pagos ilegales.

Sabrimol Trading SA, constituida en Uruguay en 2007, es propiedad formalmente de un grupo de contadores del Corcho Rodríguez pero para la Justicia su verdadero dueño es este último.

Carlos Dentone, uno de sus contadores, lo reconoció ante el fiscal Delgado, sumado a que la empresa Bralex SA, sí reconocida por el Corcho, designó dos mandatarios en Sabrimol Trading y recibió de esta última empresa transferencias de dinero.

El cruce de datos fue a partir de fechas clave y se observó en los días previos y posteriores los contactos telefónicos que hizo Rodríguez, los vuelos y las visitas que hubieron a funcionarios involucrados como José López o bien el entonces ministro Julio De Vido.

Sabrimol Trading recibió entre 2011 y 2014 unos 10.396.513,75 dólares y 684.283,5 euros, a través de las off shore Innovation Research Engineering Development LTD, Select Engineering Consulting and Services INC, Magna International Corp, Sabrimol. Southern Cross Aircraft LLC y el Meinl Bank LTD, uno de los dos bancos que la constructora brasilera también utilizó para canalizar esos pagos ilegales.

El 15 de noviembre de 2013 se agregó una adenda de 696 millones de pesos para la obra de AYSA en Paraná de las Palmas, y previamente y luego las off shore de Odebrecht transfirieron unos 2.704.700 dólares a Sabrimol Trading SA.

En esos días Rodríguez viajó 5 veces a Uruguay, de ida y vuelta en el día, y vía Aeropuerto de San Fernando: se sospecha que iba a buscar el dinero para repartir a funcionarios.

Dejanos tu comentario