nacional b Independiente mdz
El regreso a la titularidad. Emiliano Fernández pasó de estar relegado en la era Garnero a la actualidad entre los once de la Lepra. “En el fútbol cada uno tiene su forma de jugar”, dijo
 

El cambio le vino bien

Por UNO

Por Diego Astogaastorga.diego@diariouno.net.ar

Con la llegada de Pablo Quinteros a la dirección técnica de Independiente Rivadavia se renovaron las esperanzas para Emiliano Fernández. El volante que llegó como refuerzo este torneo contó con el apoyo del DT y salió de titular en los últimos encuentros.

“Tuve mucha ansiedad por volver a jugar. Por ahí estoy falto de ritmo y eso es lo que más sentí en estos partidos. Hace mucho que no juego y se me está notando. Espero poder mejorar rápido y justo me toco en esta seguidilla de partidos. Estoy tratando de hacer lo mejor para el equipo”, comentó el volante.

Fue uno de los pocos que no contó con oportunidades en la era Garnero. “En el fútbol cada uno tiene sus gustos y su forma de jugar. Con la salida de Garnero, me toco jugar. Son circunstancias y esto pasa en el fútbol. Hoy me toca jugar y espero poder aprovecharlo”, aseguró.

En este tiempo que quedó afuera, Fernández no la pasó bien. “Te da un poco de frustración porque vine con unas expectativas y con el correr de los días me encontré con otra realidad. Se hace difícil porque uno tiene que agachar la cabeza y seguir entrenando. Todas las semanas se renovaban esas expectativas, pero después te bajoneabas un poco. Son etapas duras a las que uno no estaba acostumbrado”, expresó.

En estos pocos días, Quinteros trata de imponer su estilo. “Tratamos de estar más ordenados en defensa. Esta categoría es dura y muchas veces manteniendo el cero en tu arco podés ganar como lo hicimos en Córdoba. Y por quedar un poco desprotegidos atrás perdemos ante Santamarina. Necesitamos replegarnos un poco, que no quiere decir defendernos, pero sí estar bien parados”.

Temas relacionados:

Dejá tu comentario