Mendoza Sábado, 22 de septiembre de 2018

En tres meses, se sumaron cinco mil nuevos desocupados

En total, la provincia acumula 23.000 trabajadores sin ocupación, con una tasa de 5,5%, según el INDEC. Para el Gobierno la suba que hubo en la tasa de actividad es la que hizo que más personas buscaran trabajo.

En el primer trimestre de este año los mendocinos desempleados y en búsqueda de trabajo eran 18 mil. Tres meses después, la cifra trepó a 23 mil.

Es decir, que la tasa de desocupación se engrosó con 5 mil personas nuevas dentro del rango de los que son económicamente activos y no tienen empleo.

El dato se desprende de la Encuesta Permanente de Hogares (EPH) del INDEC que mostró que Mendoza, en el segundo trimestre del año, alcanzó una tasa de desocupación del 5,5%, lo que es igual a 1,3 puntos por arriba de la última medición (4,2%).

A nivel nacional la situación se dio en mayores dimensiones alcanzando la tasa más alta de los últimos 12 años.

En la provincia también se muestra desalentadora si se toman como referencias los números de 2017.

En comparación al mismo período del año anterior, la tasa de desocupación aumentó 1,8%. Para entonces, se ubicaba en 3,7%, lo que se traducía en 14.386 mendocinos sin empleo.

El Gobierno provincial, ante esto, no se mostró en alerta y trató de transmitir optimismo. El mismo ministro de Gobierno, Lisandro Nieri, dijo a Radio Nihuil que buscaban revertir estas cifras y que la diferencia con el promedio nacional (9,6%) era grande y que se esperaba un acercamiento a la media del país.

Al momento de detallar qué sectores eran los más afectados en lo que respecta a la pérdida de puestos laborales, aseguró que aún no cuentan con precisiones y que las mediciones del INDEC tampoco especifican rubros.

"Esto es bastante reciente, lo podemos inferir por la devaluación.Habrá sectores beneficiados y otros afectados. En particular este tipo de cambio con dólar alto nos resulta beneficioso en sectores como los exportadores, turismo y comercio", señaló Nieri.

Para el ministro, uno de los indicadores para la suba del porcentaje de desocupación se debe a la tasa de actividad, que cerró en 43,8%, 1,7 puntos más que el año pasado. En este segmento se contabilizan los trabajadores que tienen empleo y quienes están buscándolo.

"Cómo hay una situación económica como ésta, más gente sale a buscar empleo y esto hace que la desocupación aumente", amplió.

Entre otras cifras que el Gobierno provincial vio como alentadoras, señalaron el alza en la tasa de empleo que cerró en 41,4 puntos pero que había sido de 40,5 en igual periodo de 2017. Sin embargo, hubo una leve baja con respecto al primer trimestre de este año, que alcanzó los 43,3.

El INDEC también relevó que de los 391.000 mendocinos ocupados, unos 94 mil demandan otro trabajo y 63 mil personas tienen un "subempleo", es decir que su tarea es de pocas horas.

Además, en porcentajes, la tasa de "ocupados demandantes" fue en el último trimestre de 22,8%, mientras que en igual período de 2017 fue de 10,8%. Es decir que se duplicó la cantidad de mendocinos que buscan un segundo empleo.

Sin dudas, entre los factores que alimentaron la crisis económica nacional estuvieron las últimas corridas del dólar.

Ante el valor de esta moneda, Nieri dijo: "no elegimos este comportamiento del tipo de cambio ni con saltos tan fuertes, yo creo que tendríamos que rever cómo vivimos pensando en el dólar. Debería ser más preocupante cuando vemos que el dólar está quieto y los precios suben a una velocidad más alta, ya que eso significa que pierde competitividad nuestra economía".