Mendoza Jueves, 13 de septiembre de 2018

El padre de una víctima ingresó al Próvolo mientras De Marchi festejaba

Dijo que nadie sabía quién era hasta que encaró al intendente de Luján a quien le expresó su malestar y el de los demás familiares de víctimas.

El padre de una víctima del Instituto Próvolo se metió el en predio de Luján, donde abusaron sexualmente de su hija, en pleno festejo del intendente Omar de Marchi por la compra del edificio. Lo encaró y le expresó su desprecio por lo ocurrido.

"Para mi está todo revuelto, está todo mal, todo muy oculto", expresó Ariel, padre de una chica abusada por los curas del Instituto Próvolo.

"Yo me enteré lo que estaba pasando, fui para allá y cuando llegué al Próvolo pude ingresar por estrategia personal. Nadie sabía quién era, estaban con música festejando", dijo el hombre indignado.

La molestia de las víctimas y sus familiares es por la compra del edificio del Próvolo, la cual se hizo de manera oculta para ellos y sienten que el Estado les dio la espalda una vez más. Además, esperaban que fuese parte de la reparación civil por los daños sufridos.

"Estoy muy dolorido por lo que están haciendo con el Próvolo porque ahí están todas las pruebas y están sacando todo", agregó Ariel.

Una vez que el hombre estaba dentro del predio, se acercó al intendente De Marchi y lo encaró: "Nadie sabía cómo estaba yo ahí, cómo había llegado, le dije que esto está todo mal, que no puede comprar el Próvolo, todo tan oculto, todo tan callado".

Además, contó que su hija y otras víctimas tienen que pasar nuevamente por las pericias psicológicas "porque los abogados de la monja Kumiko pidieron realizar otra vez mas mismas pruebas. Mi hija entra a las 8 de la mañana a Cámara Gesell hasta las 6 de la tarde. Es una revictimización, empezaron todo de cero y quieren estirar todo".

Ariel sostuvo que la Justicia y el Estado están de lado de la Iglesia, "el pueblo tiene que saber todo esto, la mafia que se está armando ahora".

Más noticias