Vendimia 2018 Domingo, 25 de febrero de 2018

Acto Central: los técnicos tienen listo más del 80% de los trabajos

Vestuaristas, utileros, escenógrafos y responsables de video ultiman los detalles para llegar a probar todo en los ensayos de Constelación del vino. Habrá brillos, luces y mucho color

La puesta a punto de Constelación del vino, la propuesta de los directores Vilma Rúpolo y Guillermo Troncoso para el Acto Central de la Fiesta Nacional de la Vendimia, se vive no sólo en las pisadas de los bailarines en los ensayos, sino también en cada taller de costura, de arte, de video. Los técnicos de la celebración llevan entre 70% y 90% de avance en las distintas áreas y trabajan a contra reloj para tener todo listo.Desde utileros hasta escenógrafos y los clásicos talleres de costura, en la recta final los directores de los equipos técnicos contaron a Diario UNO cómo están trabajando y adelantaron algunos detalles de lo que se podrá ver en la noche del próximo sábado en el Frank Romero Day.El diseño escenográfico es obra de Luis Gattás. El arquitecto es quien le dio vida y pensó en los cinco escenarios que serán el soporte de la fiesta. "Toda la semana que viene es de terminaciones. El escenario se trabaja de día y los ensayos son de noche, los accesos están terminados, durante el día sigue la obra, que está al 90%", explicó.Dijo que lleva mucha técnica y que eso se coloca recién a último momento, como los pisos de LED. "Esos pisos son algo bastante peculiar porque arrancan en el escenario alto y bajan, como si fueran una cascada", adelantó Gattás.Habrá cuatro escenarios, más el de los músicos que sostendrá a 50 artistas más los coristas. "Hay una pasarela que rodea la fuente. El agua también es espacio escénico, de ahí salen elementos que están escondidos", agregó. Este año se usarán también los cerros de la derecha, en donde habrá dos espacios escénicos."A nivel escenográfico hay mucha pantalla LED y algunos efectos especiales como un caballo enorme que sale como monumento en el espacio de los músicos", contó Gattás como otro de los adelantos.En cuanto a la seguridad, teniendo en cuenta lo que sucedió el año pasado no sólo con la caída de una grúa sino con todas las falencias que se encontraron en el escenario como astillas, clavos que sobresalen del piso o entradas y salidas mal marcadas para los artistas, Gattás contó que hay personal controlando todo y que, por ejemplo, se pintarán los bordes fluorescentes para que los actores los vean con facilidad."El hecho de no tener grúas nos obliga a poner unas estructuras enormes que obstaculizan un poco la visión pero es muy seguro, además no usamos estructuras de maderas sino que utilizamos el sistema de andamios Layher, que son caños que no llevan tornillos ni nada, sino que se encastran y no hay manera de que se muevan", aseguró el arquitecto.En los talleresEn el segundo piso del Espacio Cultural Julio Le Parc trabajan 64 personas todas las mañanas hasta las 16, marcando, cortando, cosiendo y armando los trajes de los bailarines y actores del Acto Central. Marcelo Mengarelli, responsable de vestuario y maquillaje, dijo que están al 70% de avance en los talleres. "Tenemos 51% nuevo y 49% patrimonial a reformar y también hemos ido trabajando con las telas remanentes del año pasado", contó sobre la composición del vestuario."Lo folclórico suele ser siempre la vedette de la Fiesta, pero los contemporáneos van a estar a la par también impecables", comentó Mengarelli. "A medida que avanza la obra, el color va subiendo. Arrancamos con colores tranquilos pasando por los tierra y llegamos a los intensos. El vestuario tiene que contar lo mismo que los directores, hay muchos cuellos tejidos con las manos, hay telas que han sido cortadas y cosidas y son intervenidas por vestuario especial y algunos artistas plásticos para cuadros como el del pueblo blanco, en donde hay mucho artesanal. Va a ser una fiesta muy linda y para recordar", adelantó el vestuarista sobre lo que veremos la noche del sábado 3.Dijo que se ha hecho mucho nuevo para hacer un recambio de lo existente. "Hay vestidos que no se pueden ocupar más porque ya se han usado mucho no sólo en el Acto Central sino también en fiestas departamentales y a la gente se le graba. Todo queda y pasa a ser vestuario patrimonial y lo lindo es que los chicos contemporáneos tienen su ropa nueva, van a ser parejos, los actores van a tener ropa nueva también, todos van a estar de estreno", comentó.

Dejanos tu comentario