Diario Uno > Política > Cuentas públicas

Cuentas públicas: la dura crítica de Lombardi al justicialismo

El presidente de la cámara de Diputados criticó al justicialismo en medio de la controversia por las cuentas públicas de la provincia

Te puede interesar...

“El peronismo dejó una cara herencia en empleo público que equivale a un presupuesto entero en infraestructura”, aseguró el presidente de la Cámara de Diputados, Andrés Lombardi, en relación a los 26 mil nuevos empleados públicos que dejó el peronismo al dejar la gestión de gobierno y a la controversia por las cuentas públicas de Mendoza.

“Mucho se habla por estos días de las cuentas públicas de la provincia. Un tema que obsesiona al peronismo poniendo en la mira primero, al ex gobernador Alfredo Cornejo, y ahora, al gobernador Rodolfo Suárez. Sin embargo, han borrado de su verborragia a los ex mandatarios de su partido, Celso Jaque y Francisco Pérez, dos de los grandes responsables de la pesada carga que hoy tiene el Estado mendocino”, indicó Lombardi.

Como ejemplo, citó el crecimiento del empleo público que se produjo en esos ocho años de gobierno peronista. De hecho, sostuvo, “los 26.000 nuevos trabajadores estatales que dejaron los que hoy se llenan la boca hablando de claridad en las cuentas públicas, le significan a las arcas del Estado alrededor de 17 mil millones de pesos al año, entre salarios, aportes y aguinaldos”. Esto, sin contar los 3.600 que en 2016 hubo que incorporar producto de la paritaria llevada adelante en 2015, lo que eleva la cifra a un total de 30 mil nuevos empleados públicos.

“El peronismo nos dejó una cara herencia que equivale a un presupuesto entero en infraestructura”, remarcó, teniendo en cuenta que esos 17 mil millones superan ampliamente los 16.500 millones que el Ministerio de Infraestructura tenía previsto para inversión pública, en el Presupuesto 2020.

Según el último informe del Colegio de Ingenieros, construir una vivienda económica de 60 metros cuadrados en Mendoza, rondaría los 3 millones de pesos. “Con lo que se paga hoy en concepto de esos sueldos, se podrían haber construido más de 5.600 viviendas sólo este año”, expresó Andrés Lombardi.

Por otra parte, dijo que esa masa de nuevos empleados “no significó agregar valor al trabajo público, todo lo contrario, porque los servicios del Estado se vieron afectados por el descalabro financiero con el que manejaban los recursos de todos los mendocinos. A tal punto, que dejaron de pagar proveedores y hasta los sueldos de esos mismos trabajadores que ingresaban por clientelismo político. Mientras se pagaban esos sueldos innecesarios, no se arreglaban escuelas, no funcionaban ascensores en los hospitales, no se invertía en obra pública. Lógico, los recursos del Estado son limitados y lo que se malgasta por un lado, hace falta en otro”, destacó.

“Lo más grave es que esos empleados de más, no implican un gasto que se hace sólo una vez, sino que condicionan el accionar del Estado por años”, acotó, haciendo referencia al gasto y las cuentas públicas de la provincia.

En aquellas épocas (2015) el impacto del gasto de personal en los recursos corrientes era del 64%. Para sostenerlo, quedaban dos caminos, dice el titular de la Cámara Baja: aumentar impuestos o tomar deuda. “Así fue que durante esos gloriosos años peronistas la carga impositiva sobre el que produce, el que realmente genera riquezas y fuentes de trabajo, se incrementó. Y como una receta repetida muchas veces, el sector privado, con impuestos asfixiantes, terminaba solventando un Estado gigante”. Para ser más específico, “la recaudación en materia de Ingresos Brutos en 2015 representaba el 57% de los recursos corrientes de la provincia, mientras que en 2019, del 46%”.

Durante la gestión de Alfredo Cornejo, la planta de personal se redujo en casi 9000 agentes, los ingresos fueron por concurso y “sólo para cubrir los servicios esenciales de salud, seguridad y educación”. Se disminuyó la planta de funcionarios políticos y se bajó la carga impositiva sobre el sector privado. “Al término de su gestión, el peso de los sueldos disminuyó al 53%”, dijo Lombardi.

“Este es sólo un ejemplo de lo que dejó el peronismo. Pero como dice el refrán, para muestra, basta un botón”, aseguró el legislador provincial.