Mendoza Miércoles, 7 de marzo de 2018

Empezó la obra de Costanera que va de Brasil al Acceso Sur

En los extremos ya se ven los tachos y carteles preventivos. La inversión es de $70 millones y durará ocho meses. Nunca cortarán el tránsito, por completo pero lo restringirán por carriles

Si usted transita habitualmente por la Costanera en la zona de Godoy Cruz y en los últimos días se encontró con demoras inesperadas y el tránsito más complicado de lo habitual, deberá armarse de paciencia porque esta situación se repetirá por los próximos meses. Estos contratiempos se deben a que comenzó la obra de remodelación de ese sector, que continúa por Rodríguez Peña hasta la conexión con la ruta 7.Nunca se cerrará completamente y no serán necesarios los desvíos, según explicaron desde la Dirección Provincial de Vialidad, pero sí se reducirán los carriles dependiendo del lugar donde se esté trabajando, por lo que será fundamental que, además de paciencia, los conductores tengan precaución cuando circulen por la zona.Se trata de una obra que si bien no está integrada a la remodelación que se hará en Costanera desde Brasil hasta la rotonda del avión, servirá como complemento. En este caso, no se repavimentará sino que se repararán las losas que estén en mal estado.En total, serán ocho meses continuos de trabajo que abarcarán esos 14 kilómetros que van de Brasil hasta la ruta 7, y la inversión de Vialidad roza los $70 millones."Esta obra tiene la trascendencia por su extensión. No es común tener obras de tantos kilómetros donde se haga foco en la seguridad vial. En este caso no es un problema de pavimento roto sino de seguridad vial", explicó Diego Kotlik, subadministrador de Vialidad.En detalleLos trabajos principales en el tramo que va de Brasil hasta el comienzo de Rodríguez Peña serán de reparación de losas en mal estado. Además, se modificarán los guardarrail que serán remplazados por new jersey, un elemento premoldeado de hormigón."Se está usando mucho en las nuevas obras porque reduce las posibilidades de impacto y de muerte en los accidentes. Es un elemento de seguridad, porque aunque es de hormigón y pareciera que es más duro, la forma que tiene hace que el vehículo cuando golpea se enderece, a comparación de lo que pasa con el guardarrail, que en muchos casos el auto se incrusta y los fierros terminan siendo una flecha", aseguró Kotlik.A partir de la ruta 40, que empieza Rodríguez Peña, se hará foco en la demarcación vial pintando el quinto carril (el del medio), las sendas peatonales y todos los elementos que tengan que ver con la seguridad.Además, se remplazarán los guardarrail en forma de diamante que están en las esquinas por otro premoldeado con forma curva y se mejorará la iluminación existente.Todo esto, que ya comenzó, se irá haciendo de manera progresiva desde los extremos, es decir desde la ruta 7 hacia el Oeste y desde calle Brasil hacia el Sur.