El pastor Bonarrico denunció aprietes y acosos en su contra

El legislador del Partido Intransigente aseguró que lo llamaban para que no se presentara a la sesión

El senador Héctor Bonarrico denunció aprietes y persecución con el objetivo de que no se presentara este martes a la sesión especial dónde se trató el nuevo Código de Faltas de Mendoza.

"He sido acosado, he sido apretado para que no esté aquí. ¿A esto le llaman democracia, al apriete, a la persecución, a dar mi teléfono para que me insulten?", interrogó Bonarrico al resto de los senadores durante la sesión.

"No me pasó para el día de ayer que también vine a dar quórum pero nadie me apretó para que no viniera el día de ayer, menos acosarme. Que será, no lo sé.", señaló, recordando que este lunes la oposición promovió una sesión especial por la suba de tarifas y que finalmente se cayó al no asistir el oficialismo.

Bonarrico, desde que asumió en abril se ha visto envuelto en varias polémicas. Una de las primeras fue por su acercamiento al gobierno de Alfredo Cornejo tras haber llegado a la Legislatura por el Partido Intransigente, que tuvo como principal figura al diputado nacional José Luis Ramón.

Luego, durante la discusión por el proyecto de Interrupción Voluntaria del Embarazo, se dio a conocer un video de un sermón de Bonarrico dónde dejaba varias frases polémicas como que "los demonios gobiernan a través de los zurdos" o pedir la cárcel para los diputados que la votaron a favor.

En esta nota: