Mendoza Miércoles, 31 de octubre de 2018

El informe sobre el caso Johana Chacón fue contundente

El informe fue contundente y no duró más de 10 minutos: "los huesos hallados en el 2012 en el fondo de la finca en que vivía la familia Curallanca, en Tres de Mayo, Lavalle pertenecían a un una persona de entre 11 y 18 años".

Sólo unos días antes el 4 de septiembre de ese año había desaparecido en esa propiedad Johana Chacón, quien tenía sólo 13 años y convivía allí con su hermana y la pareja de esta, Mariano Luque. Al hombre, desde hacía meses se le indilgaba alguna participación en la desaparición de Soledad Olivera, con quien mantenía una relación sexual en ese mismo pueblo.

El dato hubiese sido determinante en aquel momento para erradicar la idea de que Johana había caído en manos de una red de trata y para focalizar la mira de la investigación en Luque, pero no fue así, porque el informe se conoció recién ayer, 6 años después, en medio del juicio que tiene a Luque como único sospechoso del asesinato de la adolescente.

¿Porqué esos huesos hallados en el 2012 por la Policía Científica nunca se peritaron hasta ahora? Ese es el gran interrogante. El fiscal de la causa, Santiago Garay aseguró a Diario UNO que "todas las pruebas que me llegaron se analizaron. En su momento se encontraron restos pero me dijeron que no se podían analizar ni conseguir ADN porque estaban quemados", respondió Garay.

Lo cierto es que este informe que elaboraron los profesionales del Instituto de Arqueología y Etnología de la Facultad de Filosofía de la UNCuyo, Daniela Mansegosa y Sebastián Giannoti, confirma que los restos hallados en los alrededores de la churrasquera de la finca eran de un pie de una persona cuya edad estaría entre los 11 y los 18 años.

Una coincidencia clave

El dato no es menor, ya que Beatriz Chacón, hermana de Johana, declaró en noviembre del 2015 que ella vio cuando Mariano Luque ahorcaba a su hermana con una soga y que más tarde quemó el cuerpo y enterró los restos en el fondo de la finca. También aportó que luego, cuando supo de que iban a realizar excavaciones sacó los restos de allí.

"Lo que se peritó se encontró en el mismo lugar que marcó Beatriz (Chacón) 3 años después cuando declara donde fue quemada y enterrada Johana, pero eso se guardó sin que nunca el fiscal Garay pidiera que se llevase al Cuerpo Médico Forense, para saber si eran restos humanos o no. Eso se había guardado junto a otras muestras y el fiscal (Alejandro) Iturbide cuando tomó la causa se encontró con una caja con restos óseos y los hizo peritar primero por médicos del Cuerpo Médico Forense y luego los mandó a los antropólogos forenses de la UNCuyo. Ellos aportan este informe, que no dio lugar a dudas", explicó el abogado Fernando Peñaloza, querellante en la causa, por la Secretaría de Derechos Humanos de la Nación.

A esta prueba, también en el juicio que está en pleno desarrollo se sumó otro indicio, que apunta a Luque como posible autor de abusos sexuales contra Johana: en una remera de la niña se encontró manchas de semen que tras someterse a un análisis de ADN se confirmó que pertenecía al acusado.

"Si estas pruebas se hubiese sumado en un primer momento el círculo de la investigación se cerraba en la familia Curallanca, con datos ciertos y objetivos. Hay restos óseos incinerados en la finca de un rango etario similar al de la chica que había desaparecido, cualquier investigador habría hecho mucho con eso", se quejó Peñaloza y amplió: "esto refuerza la hipótesis del criminis causa, basado en que Johana era abusada sexualmente por Luque y el móvil que pudo tener para matarla es callar esa situación, es lo que han dicho también las compañeras de ella".

Ahora, con estas pruebas, el tribunal de la causa escuchará en pocos días los alegatos y podría dictar sentencia el próximo mes.

Cronología

4 de Septiembre de 2012

Johana desapareció al llegar a la finca en que vivía con su hermana Beatriz y la pareja de ella, Mariano Luque en Tres de Mayo. Soledad Olivera había desaparecido en noviembre de 2011.

Víctima, Soledad Olivera.
Víctima, Soledad Olivera.

Marzo del 2013

Comienza la investigación que queda en manos del fiscal de Delitos Complejos, Santiago Garay y que toma ambas causas.

Santiago Garay.
Santiago Garay.

5 de septiembre de 2013

Docentes del colegio liderados por la directora Silvia Minoli, realizan una marcha a un año de su desaparición.

Activista. Silvia Minoli, directora de la escuela a la que asistía Johana Chacón (13).
Activista. Silvia Minoli, directora de la escuela a la que asistía Johana Chacón (13).

20 de febrero de 2014

El Estado mendocino se presenta como querellante con la hipótesis de que ambas causas están relacionadas

13 de agosto de 2014

El fiscal Federal Fernando Alcaraz abre una causa federal por la desaparición de Johana y Soledad, con la hipótesis de que habían sido víctimas de una red de trata con fines sexuales.

22 de diciembre de 2014

Fernando Peñaloza, de la Secretaría de Derechos Humanos de la Nación se suma como querellante en la causa.

El abogado Fernando Peñaloza.
El abogado Fernando Peñaloza.

8 de Septiembre de 2015 La Segunda Cámara del Crimen absuelve por el beneficio de la duda a Mariano Luque por la desaparición de Soledad Olivera

En tribunales. Mariano Luque fue absuelto por el beneficio de la duda en septiembre de 2015.
En tribunales. Mariano Luque fue absuelto por el beneficio de la duda en septiembre de 2015.

6 de Noviembre de 2015

Beatriz Chacón declara que vio cómo su ex pareja, Mariano Luque mató a Johana, la quemó y enterró los restos. El sospechoso fue detenido.

Abogado. Fernando Peñaloza, con la foto de una chica desaparecida en Tunuyán.
Abogado. Fernando Peñaloza, con la foto de una chica desaparecida en Tunuyán.

6 de Abril de 2016

La Suprema Corte anula el fallo por el caso de Soledad Olivera y ordena realizar un nuevo juicio.

Mayo del 2016

La titular del Tercer Juzgado de Garantías, Alejandra Mauricio negó el pedido de prisión preventiva de Luque y lo liberó. Pero en agosto, la Cámara de Apelación revocó la decisión y volvió a ser detenido.

12 de Junio de 2017

La Tercera Cámara del Crimen condena a Mariano Luque a 12 años de prisión por la desaparición de Soledad Olivera.

1 de septiembre del 2017

Se elevó a juicio la causa por el crimen de Johana Chacón.

Más noticias