Mendoza Jueves, 9 de agosto de 2018

A los psiquiatras les cuesta detectar si los pacientes simulan

Según el presidente de la asociación que los nuclea en Mendoza, esta es una de las causas por las que se otorgan algunas licencias equivocadas

¿Cómo darse cuenta de que un paciente está simulando una enfermedad para obtener una licencia? He aquí el problema de muchos profesionales de la medicina que no detectan la mentira, tanto si la persona dice tener una dolencia física como mental.

En este punto hizo hincapié Emiliano Leytes, presidente de la Asociación de Psiquiatras de Mendoza. Para el profesional, es un contenido que se puede incluir en la formación universitaria y de posgrado de los médicos que se especializan en psiquiatría, y se puede extender también a otras especialidades.

Herramientas

Según el médico, es necesario formar a los profesionales en esto, para que cuenten con las herramientas teóricas al respecto, que los ayuden a llegar a un diagnóstico correcto.

El problema de no contar con ellas radica en la cantidad de licencias que se otorgan en forma equivocada, y que muchas veces terminan siendo problemáticas tanto para el empleador, como para el médico y la persona a quien se licencia.

De hecho, debido a la falta de contenidos en torno de este tema, las universidades no forman a sus estudiantes correctamente.

"Desde la asociación queremos cubrir la temática y estimular a los involucrados en estas tareas a que se capaciten", manifestó Leytes.

Falencias del sistema

Según el profesional, hay diversos motivos por los que se puede otorgar una licencia falsa o innecesaria.

La primera es la colaboración maliciosa del profesional que, a cambio de un favor o de una prebenda, acepta realizar un certificado de una enfermedad inexistente.

Pero hay otras. Por ejemplo, que no hay criterios consensuados para darle licencia a un paciente, y algunos médicos utilizan parámetros muy flexibles para otorgarlas, por ejemplo ante problemáticas interpersonales o sociales, sin que haya un cuadro psicopatológico. Por último hay que mencionar la falta de formación en medicina psicolaboral. Para tratar de revertir estas situaciones es que, según contó el presidente de la asociación, están trabajando hacia adentro de su organización, pero con proyección a la sociedad.

En cuanto al trabajo interno, el primero es brindar la información sobre psiquiatría laboral, que a los médicos les falta pero, además, se está trabajando en la unificación de criterios, que en psiquiatría es muy difícil de concretar. "Hay médicos de criterios más cerrados y otros más flexibles para determinar cuándo es necesaria una licencia por psiquiatría. Lo importante es que nos pongamos de acuerdo para que los argumentos sean sólidos", manifestó Leytes. En cuanto a la mirada externa, se está intentado ganar espacios de representación y comunicar mejor para romper mitos, como los que se tejen en torno a un certificado de licencia psiquiátrica. "La gente en general, descree de estas causas. Lo que se piensa es que una persona con licencia por salud mental es una persona conflictiva o que no quiere trabajar", manifestó el profesional. Y agregó "la licencia por razones psíquicas no es un derecho sin límites del paciente. Tiene que haber un diagnóstico y un posterior tratamiento, es la forma correcta de abordarlo".

Para concluir, Leytes manifestó que hay que revisar otros tópicos de la medicina laboral. Uno de ellos es la certificación de discapacidad, y el otro son las pericias laborales, puesto que en ambos aspectos se cometen muchos errores que podrían evitarse con mayor formación al respecto.