Diario Uno > Policiales

Mendoza violenta: en una semana los homicidios, robos y entraderas estuvieron a la orden del día

Por Soledad Segadesegade.soledad@diariouno.net.ar

Te puede interesar...

Dos homicidios en un mismo día, asaltos a toda hora y en cualquier zona, bandas que atacan a familias en sus casas, dejan entrever la violencia y la inseguridad que se vive en Mendoza. En la última semana hubo cuatro asesinatos, al menos seis entraderas y varios asaltos donde los delincuentes demuestran que la violencia es cada vez mayor. En la mayoría de los casos que trascendieron en la prensa, no hay detenidos.

Dos hombres fueron asesinados durante la madrugada del martes en el barrio Lihué, de Guaymallén, en diferentes hechos pero que se desencadenaron de modo muy similar.

Una de las víctimas fue Néstor Silvestre (38), asesinado de un balazo en el pecho en la madrugada del martes cuando se resistió a que un grupo de ladrones fuertemente armados le robaran su moto Yamaha 250 cc.

Dos horas más tarde, en el interior del mismo barrio, una banda de ladrones sorprendió a dos amigos cuando estaban en un auto en frente a la casa de uno de ellos. Les robaron las zapatillas, celulares y billetera, pero cuando se negaron a que los asaltantes se llevaran el Renault 21 los balearon. Néstor Lázaro (34) murió por un disparo que recibió en la espalda.

Sólo un chico de 16 años fue capturado como sospechoso de ser el partícipe de los crímenes, pero aún falta saber quiénes eran sus acompañantes.

Otros homicidiosMarcelo Oviedo (23) fue asesinado en la noche del martes de un disparo que luego de atravesar su brazo impactó en su pecho y murió, en el interior del barrio La Gloria. Estaba con un grupo de amigos, cuando pasó un auto y una moto desde donde dispararon y lo mataron.

El miércoles al mediodía, Marcelo Omar Vergara (20) murió luego de recibir un disparo en el pecho. Fue cuando entró a la casa de un conocido del barrio San Martín, pero se encontró con un hombre que lo mató sin dudarlo.

Robos a mano armada

Los asaltos a mano armada en la calle a toda hora y en todo lugar también están a la orden del día. Pareciera que a los asaltantes ya nada no los inhibe, tal como el caso de una chica de 18 años que fue apuñalada en la espalda para robarle, cuando salió del colegio, en Rivadavia.

Fue el lunes a las 14, cuando le faltaban tres cuadras para llegar al colegio de calle Almirante Brown cerca del barrio Costacanal, cuando un hombre y una mujer quisieron robarle la mochila y la bicicleta, pero la chica se resistió y uno de los agresores le lanzó una puñalada en la espalda. Finalmente escaparon sin llevarse nada y no fueron detenidos.

El récord en la tarde del martes donde hubo dos asaltos en la calle Famatina, de Guaymallén, y con solo ocho minutos de diferencia. El primero fue cerca de calle 11 de Septiembre donde un empleado de Edemsa fue atacado por dos motochorros que le robaron 70 pesos y se fueron.

Al llegar a la esquina de Famatina y Adolfo Calle, los motochorros vieron a un repartidor de pan, lo amenazaron a punta de pistola, le sacaron dinero y un celular. Escaparon en la moto y aún la Policía no sabe de quiénes se trata.

En la madrugada del domingo, un hombre llegó a su casa de Las Heras en auto, y antes de abrir el portón fue sorprendido por delincuentes quienes le robaron 2.500 pesos en efectivo.

También en Las Heras, el sábado a la tarde un repartidor de helados Lomoro fue hasta la sucursal de calle Pellegrini al 600 para entregar la recaudación, cuando dos personas armadas entraron, lo amenazaron y se llevaron los 5 mil pesos de que iba a entregar el empleado. Estos dos ladrones tampoco fueron detenidos.

Los turistas también son blanco fácil para los amigos de lo ajeno. Así le pasó a dos italianos en la noche del jueves cuando fueron amedrentados por tres personas armadas que en la plaza Pellegrini, en calle Alem y San Juan, de Ciudad, quienes les robaron 200 pesos, un reloj, anillos y celulares. Se fueron sin ser encontrados por la Policía.

Pero los trabajadores de las fuerzas de seguridad tampoco están exentos a ser víctimas de la inseguridad en Mendoza. El martes 5 de marzo en la noche en Las Heras, un penitenciario de 24 años fue sorprendido por dos ladrones que lo golpearon en la cabeza con la culata del arma y se llevaron su moto. A los pocos metros se estrellaron contra un árbol y la Policía los vio cuando escaparon a las corridas.

También una mujer policía fue emboscada el martes cuando esperaba el colectivo en la zona de la Triple Frontera, entre Maipú, Godoy Cruz y Luján. Le golpearon la cabeza y sin fuerzas para defenderse los tres malvivientes le sacaron cu arma 9 milímetros y escaparon.

Entraderas violentasUn canillita de 62 años, de San Rafael, fue brutalmente golpeado y atacado por dos ladrones que entraron a su casa lo ataron con una soga, lo tiraron al piso y se le subieron encima. Luego le pusieron una campera en la boca que casi lo deja sin respiración y mientras lo agredían le exigían la recaudación del día. Hasta que uno de ellos recibió un llamado porque la Policía se acercaba allí y se fueron.

En Lavalle, en la noche del martes una banda de ocho hombres armados entró a la fuerza en una casa tras golpear a una mujer. Se llevaron electrodomésticos y dinero, que fueron encontrados más tarde. Se robaron una camioneta que era de las personas asaltadas.

En la noche del jueves de la semana pasada, cuatro delincuentes con armas de fuego irrumpieron en una casa de Maipú, amenazaron a una pareja y se llevaron 3 mil pesos, un LCD, una notebook y escaparon en un auto de las víctimas.

En otro hecho, momentos de terror vivió una mujer el jueves pasado cuando regresó a su casa y se encontró con tres hombres que la golpearon, le taparon la cabeza y la tiraron al suelo. Le robaron dinero, una moto y una camioneta, por este hecho tampoco hay detenidos.

El miércoles en la noche, un hombre de 65 años y su esposa fueron atacados en el interior de la Bodega Grilli, de Guaymallén, por cinco personas que los amenazaron y los maniataron para robarse 30 mil pesos y una pistola.