Mendoza
Armando Lucero, también llamado "El Monstruo de la Cuarta" estaba internado en el Hospital Central desde la semana pasada con una afección respiratoria.

Murió el Chacal, el hombre de la 4ª Sección que violó a su hija durante 20 años

Por UNO

Armando Lucero (68), alias El Chacal de la Cuarta Sección, estaba internado enel Hospital Central desde la semana pasada con una afección respiratoria. Murió a las 14.30 según

confirmó Alberto Francisco Melgares, director del Servicio Penitenciario Provincial.

 

El Chacal tenía problemas cardio-respiratorios, y la semana pasada fue internado en el

Central por una caída en la presión arterial por la que fue asistido en la madrugada del 22 de

abril. Melgares confirmó a

Radio Nihuil que en los últimos días "había pasado a terapia intensiva y que el

deceso fue por un paro cardiorrespiratorio, por una afección pulmonar crónica, debido a que era un

fumador empedernido y a que tenía una herida de arma blanca de hace 30 años". Había ingresado a ese

centro hospitalario con una descompensación por la presión.

A comienzos de marzo de este año, Armando Lucero

fue

internado por una afección pulmonar que lo tuvo al borde de la muerte. Desde 1970, el Chacal

tenía reducida su capacidad pulmonar fruto de un perforación producida por su adicción al

cigarrillo.

 "El Chacal" fue imputado por el delito de "abuso sexual agravado por el vínculo,

reiterado y sistemático en número indeterminado de hechos". La historia conmocionó a Mendoza y a

partir de su difusión, se incrementaron las denuncias de abusos en la provincia.

Estaba en la penitenciaría desde el 8 de mayo del 2009,

cuando fue detenido por violar durante 20 años a su hija -en ese entonces, de 36

años. Producto de todas estas violaciones

tuvo

siete hijos, el mayor de 20 años y el menor, de 3.

Un caso relevante que trascendió

Luego de que la opinión pública conociera la historia de Joseft Fritzl, el mounstruo de

Austria, quien violó a su hija durante 24 años y tuvo con ella 7 hijos y actualmente cumple una

condena, a los pocos meses en Mendoza salía a la luz un caso con similares características, cuando

una joven denunció ser madre de siete hijos cuyo padre era su propio papá.

Lo cierto es que el Chacal tuvo dos esposas:

la primera de ellas había

contado que  "yo era una mujer sin madre, criada por mi abuela y lo conocí en un corralón

cuando tenía 11 años". Y a gracias a la autorización de un juez se casó con Lucero a los 13 años.

Tiempo después corroboró que su marido tenía amantes en la finca de San Martín donde

trabajaba.  Inclusive afirmó que ella llegó a dormir con algunos de sus hijos en un horno de

barro para que su marido tuviera relaciones con algunas de sus amantes.  Y la situación se

desbordó cuando una vez invitó a toda su familia a pasear por Puente del Inca. Allí se alejó con

una hija de 8 años para concretar su horrendo propósito. "Para ocultarlo me ofreció plata que no

acepté. Todo era muy confuso. Fue la única vez que me violó. Después me manoseaba; también violaba

a mis hermanas. Toda su forma de actuar era perversa", dijo.

Luego,

en

mayo de 2009 se dio a conocer el caso de que Armando Lucero no sólo había formado una nueva

familia sino también que había violado a una de sus hijas a lo largo de 20 años, con quien tuvo 7

hijos. Un

estudio de ADN dado a

conocer el 28 de mayo confirmó todas las sospechas. El hombre quedó imputado del delito de "

abuso sexual agravado por el vínculo, reiterado y sistemático en número indeterminado de hechos".

El caso tuvo

amplia

repercusión internacional.

Mientras tanto, la madre de los siete pequeños fue asistida por la Nación y, tras idas y

vueltas, obtuvo una vivienda para abandonar el lecho que compartió tanto tiempo con su abusador.

 

Dejá tu comentario