Mendoza
 

Experiencias personales de algunos devotos

Por UNO

Kricshnamayi devi dasi (Cristina) contó que siempre sintió un gran vacío, pero cuando conoció estafilosofía sintió que todas sus preguntas existenciales fueron contestadas de una manera muy

satisfactoria que llenó su corazón.

"Me preguntaba qué hago en este mundo, cuál es mi función, y normalmente no encontraba

respuestas hasta que leyendo esta filosofía encontré las respuestas, hasta cosas que a lo mejor ni

me las había planteado, pero estaban como una duda en la mente", contó.

Hace 15 años que es Hare Krishna. Antes vivía con sus padres en Godoy Cruz y tenía una vida

normal, igual que ahora que está casada, tiene una hija que va al colegio y además de llevar su

vida material desarrolla su vida espiritual.

Otro caso es el de Mangala Gita dasi (Micaela). Ella nació Hare Krishna y aseguró que cuando

empezó a leer y a buscar si sus pensamientos coincidían con esta filosofía dijo "si, totalmente, no

elegiría otra cosa".

Manifestó que cuando era más chica en el colegio le "chocaban algunas cosas o era la burla

por ser vegetariana. Pero ahora es todo lo contrario, a mis amigos les empecé a dar de probar

nuestra comida y les encanta, entonces siempre quieren venir a comer a mi casa"

"Por ahí nos ponemos hablar comparando religiones y nos dimos cuenta que las beses son las

mismas", agregó.

Gadadhara das (Gabriel) se incorporó a esta cultura a los 20 años cuando llevaba una vida

desordenada en la que buscaba la felicidad en el alcohol y las drogas. Hoy tiene 26 y aseguró que

lleva una vida simple.

"La idea es que se rompen muchas estructuras porque por cultura, sociedad y por habito uno

hace cosas que se apega y cuesta mucho dejarlas de hacer, pero llega un momento que uno piensa que

hace tantas cosas para aumentar esa felicidad y por qué no probar con esto, qué le hace una mancha

más al tigre, y me pasaron unos libritos, después me trajeron al templo a ver como era la cosa y me

parecía todo extraño", contó.

Dijo que la relación con la comida implica un cambio radical porque se pasa de comer carne a

una dieta vegetariana, "había un miedo porque uno está cómodo en una posición, pero para lograr más

felicidad a veces uno tiene que tomar un riesgo, una decisión".

Y citó al integrante de The Beatles George Harrison:"Para saber qué sabor tiene el budín hay

que probarlo".

Baladeva das (Enzo) relató que estaba casado, tenía 24 años y conoció a la conciencia Krishna

por intermedio de unos devotos de un templo que había en la calle Espejo, de Ciudad, a donde empezó

a ir frecuentemente y donde aseguró que fue increíble todo lo que aprendió.

Se levantaba a las 4 de la mañana, se bañaba y se iba al templo. Su mujer en un primer

momento creyó que la estaba engañando, hasta que comprendió el nuevo camino que tomaría la vida de

ambos.

"Es llevar ese conocimiento a la gente porque es por culpa de la falta de conocimiento que

todo el mundo está sufriendo, que hay esa gran irritación en la sociedad porque la gente no conoce

que su esencia está en amar y ser amado", sostuvo.

Dejá tu comentario