La Justicia investiga un presunto caso de violencia familiar, tras la aparición sin vida de una joven de 18 años, que fue encontrada muerta en el patio de su casa, luego de estar desaparecida por unas horas.

La joven Oriana Espósito había salido de su casa el pasado martes por la noche junto a su hermana melliza, tras mantener una discusión con su madre, y este miércoles fue hallada muerta.

Te puede interesar: Le dio 11 puñaladas a una nena de 7 años para robarle la tablet y ahora sube videos a TikTok desde la cárcel

Por ello, y según trascendió en la prensa local, el Juzgado de Instrucción N° 1 de Pico Truncado, investiga ahora las circunstancias en las que se produjo la muerte, mientras espera el informe final de la autopsia, ya que los análisis preliminares determinaron un suicidio.

Vecinos del barrio donde vive la familia de la joven señalaron a los medios de Santa Cruz, que las mellizas eran víctimas de violencia y su madre las maltrataba.

Según los vecinos, era común escuchar gritos desde la casa en la que vivían las mellizas, junto a una adolescente de 15, un niño de 8 y dos nenas de 4 y 3 años.

"Todos en Pico Truncado sabían la violencia que pasaban las chicas, todos las vieron con golpes, con las uñas marcadas en el cuello y con sangre", fue uno de los testimonios de un vecino al portal La Opinión Austral.

El martes, y horas antes de que la joven apareciera muerta, varios testigos habrían contado ante la Justicia que escucharon gritos, aunque dijeron que no les llamó la atención porque eran frecuentes en esa vivienda.

Temas relacionados: