policiales - abuso sexual abuso sexual
miércoles 14 de marzo de 2018

Seis años para un joven que abusó de dos chicas discapacitadas

Los hechos ocurrieron hace un año en Luján de Cuyo. Las víctimas son hermanas y tienen 23 y 7 años. Se resolvió todo en un juicio abreviado.

A seis años de prisión fue sentenciado un joven de 22 años por abusar sexualmente de dos jóvenes discapacitadas, amenazar a una de ellas y cometer un robo. Los hechos ocurrieron hace casi un año en Luján de Cuyo y la resolución llegó tras un juicio abreviado.

Este miércoles, Yamil Emanuel Mercado Lobos se sentó en el banquillo de acusados de la Octava Cámara del Crimen. Su representante legal, la defensora oficial Silvina González, había acordado con la fiscal de Cámara, Paula Quiroga, resolver el proceso en forma abreviada.

Para esto el imputado admitió su autoría en los hechos, se evitó realizar la etapa testimonial del debate y se acordó una pena entre ambas partes. Seis años -el mínimo era 4- fue lo que el juez Ramiro Salinas dictó por los delitos de abuso sexual gravemente ultrajante, abuso sexual simple en reiterados hechos, coacciones y robo simple.

Desde el 4 de abril pasado, Mercado se encontraba privado de su libertad. El fiscal Gustavo Stroppiana había pedido su captura dos días antes, cuando las víctimas radicaron la denuncia penal por los hechos.

Ese día, una joven de 23 años que padece una parálisis cerebral y un retraso madurativo grave le confesó a su madre que el joven la había besado y le había tocado los senos. La muchacha comentó que además había vejado a su hermana menor de 7 años.

Este último suceso ocurrió el 30 de marzo, cuando los padres de las víctimas no estaban. Mercado tomó a la menor de edad -que también padece una discapacidad mental, aunque leve- e ingresó al baño con ella. Allí le tocó sus partes íntimas y la obligó a que le practicara sexo oral.

Cuando la mayor de las víctimas descubrió la situación, el abusador la amenazó con un cuchillo y le dijo que la asesinaría si contaba la verdad.

Los delitos ocurrieron en el interior del barrio Arroyo El Carrizal. Allí residen las víctimas con sus padres y en una casa contigua, que pertenece a otro familiar, Mercado se encontraba realizando trabajos de albañilería. Tras saber de la denuncia, escapó del lugar pero fue capturado a los pocos días.



Fuente:

Más Leídas