policiales - Golden Fest Golden Fest
viernes 06 de julio de 2018

Le negaron el juicio abreviado al dueño de Golden Fest y sigue la causa

A pesar de que el empresario asumió las estafas cometidas y pactó una pena de cuatro años con la fiscalía, será juzgado.

La megacausa de estafas de Golden Fest seguirá investigándose. No prosperó el arreglo de un juicio abreviado con la confesión del creador de la empresa, por lo que ahora el acusado deberá esperar a ser juzgado en un debate con todas las instancias correspondientes.

Todo estaba previsto para que las 91 imputaciones contra Adrián Guirín (33) terminaran en una condena a 4 años de prisión pactada entre las partes, situación que generó alguna disconformidad de las víctimas.

Mientras el fiscal Santiago Garay desmenuzaba las denuncias e investigaba, la abogada defensora pidió la realización de un juicio abreviado. Es decir, Guirín admitía su autoría en las estafas, y su defensa y la fiscalía acuerdan la sentencia.

Cuatro años fue el monto arreglado, sobre una pena que puede ir de un mes a los 6 años de prisión. En este expediente, y en virtud de la cantidad de hechos, la condena podría ser aún mayor.

El jueves pasado se presentó lo acordado en la sala penal 4 ante la jueza Alejandra Mauricio, quien debía ratificarlo o no. Durante algunas audiencias al sospechoso le fueron leyendo una a una las acusaciones y en todas reconocía su autoría. Una vez cumplido este paso de rigor, la magistrada pasó a un cuarto intermedio para ventilar su veredicto y argumentar.

La resolución se comunicó ayer y fue negativa. En líneas generales, Mauricio consideró exiguo los 4 años, teniendo en cuenta la cantidad de hechos, el daño moral y material a las víctimas, las maniobras realizadas por el imputado y el grado de formación e instrucción de Guirín.

Todo esto resulta un agravante a consideración de la jueza, por lo que la única manera de esclarecer totalmente la investigación es con un juicio oral y público. Con presentación de pruebas, testigos, alegatos y sentencias. El veredicto encontró conformidad en los denunciantes presentes en Tribunales.

A partir de esta decisión, la investigación continuará hasta que las causas sean elevadas a juicio. Esto sucedería recién el año que viene, y así Guirín podría llegar al debate en libertad, ya que se cumplirían los dos años que lleva detenido. Ningún sospechoso puede superar ese tiempo preso sin haber sido condenado.

Escrache masivo y búsqueda
El caso explotó a fines del 2016 en las redes sociales, con un centenar de personas escrachando al sospechoso por incumplimientos en las fiestas que la empresa se había comprometido a realizar. Desde fallas en algunos detalles de la organización hasta eventos que directamente no se realizaron, le ponían el mote de estafador a este hombre oriundo de Neuquén, que en su provincia natal también tenía antecedentes de este tipo.

La Justicia empezó a acumular denuncias y se ordenó su captura. Guirín estuvo prófugo y fue atrapado el 29 de diciembre del 2016, en una casa de El Carrizal. Desde entonces, se encuentra detenido.
Las víctimas aseguraban que fueron estafadas por sumas que arrancaban en los 2.000 pesos y algunas llegaban a los $350.000.

El sospechoso había logrado obtener el beneficio de la prisión domiciliaria. Debía pagar una fianza de medio millón de pesos y utilizar una pulsera de GPS.

Sin embargo, finalmente se le negó la posibilidad porque la pericia psicológica le dio negativa. Los especialistas determinaron que el procesado es manipulador y que era poco probable que se sujetara al proceso. Un dato no menor es que Guirín estuvo prófugo antes de su arresto, por lo que la Justicia entendió que existía riesgo de fuga y entorpecimiento de la causa.

Fuente:

Más Leídas