Diario Uno País

La imagen circula por las redes desde el fin de semana reavivando la controversia. Desde la Dirección del Zoo aseguran que el animal tiene un reservorio de mil litros.

Polémica por una foto que muestra a un elefante del zoo intentando beber agua de una fuente casi vacía

Por UNO

Una imagen que muestra a un elefante al borde de una acequia intentando llegar con su trompa a un charco de agua en el Zoo de Mendoza comenzó a circular por las redes causando indignación y reavivando la polémica sobre la reserva de animales provincial.

Las denuncias de varias organizaciones sociales no tardaron en llegar recordando el histórico problema que tiene el Zoo con el agua y que aún requiere de algunas obras para que el servicio sea bueno.

Luego de que la imagen provocara un serio revuelo, el director del parque contestó a través de su perfil de Facebook, negó que la situación sea tal y aseguró que el animal tiene un reservorio de mil litros de agua en su jaula.

“Puede tratarse de que se le hayan tirado alguna golosina o alimento, lo que esta expresamente prohibido”, señaló el funcionario y agregó: “Por otra parte el Elefante necesita, para tomar agua, hundir su trompa en cierta profundidad, cosa que le resultaría imposible en el charco de la imagen. Los elefantes toman agua y comen por la boca. La trompa la usan para prender el alimento y para aspirar agua que luego la expelen hacia la boca”. 

 Embed      
 Embed