Diario Uno País

El Ministerio de Trabajo de la Nación estableció una nueva escala salarial para este sector. La provincia seguirá el mismo criterio de aplicación, que beneficiará a unos 35 mil trabajadores.

Mendoza adhiere a la Nación y las empleadas domésticas recibirán un aumento del 25 por ciento

Por UNO

Por Carina Luz Pérezperez.carina@diariouno.net.ar

En pocos días más, cuando cobren su sueldo de setiembre, las empleadas domésticas registradas deberán recibir un aumento del 25%, según las actualizaciones de las escalas salariales que impuso el Ministerio de Trabajo de la Nación a través de la resolución Nº886/2013, publicada en el boletín oficial el 19 de setiembre. La medida será adoptada formalmente por Mendoza aun cuando aquí rige la ley provincial Nº8.145, anterior al régimen nacional establecido a principios de mayo por la ley Nº26.844.

El aumento –retroactivo al 1 de setiembre– significa que el empleador pagará $25 por hora si el trabajador se retira de la casa particular donde desempeña su labor y $28 si presta servicios cama adentro. Este importe mensualizado implica un sueldo de $3.220 y de $3.580 respectivamente, en el caso de la empleada doméstica con tareas generales (ver la tabla de escalas).

Esta pauta salarial es establecida por Trabajo hasta que el sindicato que nuclea a los empleados domésticos –comprenden no sólo a quienes hacen tareas generales como limpiar, planchar o cocinar, sino también a niñeras, cuidadores de personas mayores, caseros, jardineros o personal de mantenimiento– tenga una paritaria formal como cualquier otro sector trabajador.

Éste es un punto por ahora bastante dificultoso de concretar, ya que no existe un empleador único nucleado en alguna entidad empresarial que represente a quienes contratan a ese tipo de personal y, por otra parte, el mismo sindicato aún está en vías de fortalecerse.

Los avances Carlos Villalba, titular del Sindicato Único de Empleados Domesticos de Mendoza (SUEDEM), explicó: “La intervención del Estado a través de la AFIP hizo que muchos empleadores aceptaran rápidamente el nuevo régimen laboral de los domésticos. Siempre dije que los empleadores no registraban a nuestros afiliados por desconocimiento, porque se creía que era engorroso y muy costoso, como ocurre con otros trabajadores. En cuanto fue evidente que el sistema es sencillo y económico, el blanqueo creció constantemente”.

En este sentido, hace dos años, el gremialista denunciaba que –estimativamente– había alrededor de 25 mil trabajadores de casas particulares en la provincia y apenas un 2% registrado.

En este momento, indicó Villalba que “el sindicato cuenta con 35 mil trabajadores afiliados, pero sólo un 30% de ellos goza plenamente de un empleo en blanco”.

De todos modos, Villalba se mostró optimista porque, con la norma vigente, las posibilidades de reclamo son más concretas que hace un par de años. Pero aún falta el ejercicio de los propios trabajadores de informarse para hacer respetar las normas vigentes.

Seguros, en remplazo de las ARTLa visión está acompañada de un logro del conjunto de trabajadores, el sindicato y los empleadores, quienes llegaron a un acuerdo para contratar un seguro personal para remplazar la cobertura de las ART hasta que el Gobierno nacional pueda resolver este tema en particular.

“Como vimos que muchos empleadores estaban contratando seguros de asistencia personal, que son muy costosos, le propusimos a la aseguradora La Mañana que nos diera cobertura a todos los afiliados a través del sindicato, y aceptó. Con lo cual los empleadores pagan mensualmente $14 y están asegurados”, dijo Villalba.

La aplicación provincialAriel Pringles, titular de la Subsecretaría de Trabajo de la Provincia, aclaró varios aspectos respecto de la actualización salarial decidida a nivel nacional, ya que en Mendoza rige la ley Nº8.145, que faculta a la misma subsecretaría a su cargo para proponer los aumentos.

“Como la paritaria no funciona, porque no hay un interlocutor por el lado de los empleadores, la ley faculta que intertanto sea la Subsecretaría de Trabajo quien decida en la estructura salarial. Tras estudiarlo, en lugar de adherir, nos parece mejor para los trabajadores aplicar directamente la escala nacional”, indicó Pringles.

El funcionario adelantó que la regulación de la actividad de los trabajadores de casas particulares debe profundizar aquellas medidas inspectoras, porque este aspecto no ha sido cubierto en la práctica hasta ahora, aun cuando ambas legislaciones lo prevén.

“Se está pensando en la implementación de una libreta para el trabajador; entonces, el inspector puede pedirla al empleador sin tener que ingresar a la vivienda y comprobar la registración del trabajador. Pero eso está en conversaciones todavía, al igual que la cobertura de los accidentes por parte de las ART”, explicó Pringles.