Diario Uno > País

Galuccio vino a la presentación de la Empresa Provincial de Energía

Por Marcelo Arcearce.marcelo@diariouno.net.ar

Francisco Pérez puso a andar ayer la Empresa Provincial de Energía (Emesa) y encabezó el acto de asunción de su titular, Alejandro Neme, quien prometió que comandará un organismo “despolitizado”, “profesionalizado” y que funcionará con no más de quince o veinte empleados.

La ceremonia de puesta en funciones de Neme, un hombre vinculado desde hace años al PJ y que se desempeñó hasta ayer como gerente general de Distrocuyo, tuvo como estrella invitada al presidente del directorio de YPF, Miguel Galuccio, quien celebró la idea de Pérez de tener su propia empresa energética.

Aunque, a la vez, el propio titular de la petrolera de bandera nacional le bajó toda expectativa a la participación de ésta en el rescate del proyecto de extracción de sales de potasio, que quedó abandonado tras la partida de los brasileños de Vale.

En este punto, Galuccio confirmó que, más allá de la salida de Vale, YPF seguirá adelante con el proyecto de extracción de gas que venía desarrollando (a través de una UTE formada con esa empresa) en la zona. Pero que su compañía no se meterá en la reactivación de la mina.

“Vine hasta aquí para respaldar a la empresa de energía mendocina, que funcionará como potenciador de lo que podemos hacer en materia energética en la provincia”, ensalzó Galuccio.

Pero cuando fue consultado por Vale, aclaró: “Nosotros tenemos una unión transitoria de empresas con Vale para el desarrollo del gas, que era lo que se iba a usar para la energía de la minera. Ese desarrollo de gas, como ya dije con analistas, continúa. Desde el punto de vista minero, eso es algo que la Provincia y la Nación están al comando para ver cuál es el desarrollo. Pero no es algo en lo que YPF esté hoy envuelto”.

“Sumarse al suplicio”Pérez entró minutos después de las 10 al Espacio Cultural Julio Le Parc, llevando prácticamente del brazo a Galuccio y personalmente se hizo cargo de hacerle una recorrida al CEO de YPF por el lugar.

Tras el paseo, los dos funcionarios, más Neme, que esperaba ansioso, se sentaron en el escenario de una de las salas del complejo para poner en funciones al nuevo presidente del directorio de Emesa.

Entre el auditorio se encontraban legisladores del oficialismo y varios funcionarios nacionales que acompañaron a Galuccio para la ocasión.

Luego de pedir un minuto de silencio por la muerte de Jorge Pardal, el locutor oficial le dio paso al flamante titular del organismo energético, que funcionará en el cuarto piso de la Casa de Gobierno por ahora y que hasta 2014 no contará con un presupuesto importante.

“Imagino una empresa eficiente, eficaz, profesionalizada y abierta al sector energético. Con no más de 15 o 20 personas y despolitizada”, prometió Neme.

Por ley, el Estado será el titular del 90% del capital societario de Emesa y los municipios que voluntariamente la conformen serán propietarios del otro 10%.

Emesa está pensada para administrar las energías alternativas, las hidroeléctricas y las hidrocarburíferas de la provincia. Al no haber prácticamente minería a gran escala en Mendoza (metalífera, sobre todo), esta actividad quedó fuera de su órbita. La crisis de Vale la volvió a poner en valor, con una iniciativa opositora para que ahora la minería también forme parte del objeto de la empresa.

El Gobierno local dice que podrá administrar los derechos de explotación y exploración de todas las áreas petroleras que no están adjudicadas, pero la oposición duda sobre este punto, sobre todo, por el peso que tiene YFP en el manejo de los recursos hidrocarburíferos del país. Neme buscó despejar estas dudas: aseguró que una de sus primeras tareas será encarar la licitación de la tercera ronda de áreas petroleras.

“Me siento un virtuoso protagonista y acepto este gran desafío de gestión pública. Aún abandonando cierto confort”, relató el flamante funcionario.

Pérez recogió la frase. “Quiero agradecerte por abandonar ese supuesto confort y sumarte al suplicio”, le dijo, entre las risas complacientes del auditorio.

La compañía

  • Por ley, el Estado será dueño del 90% del paquete societario de Emesa y los municipios que se sumen voluntariamente, del otro 10% restante.
  • La empresa está diseñada para administrar las energías alternativas, las hidroeléctricas y las hidrocarburíferas de la provincia.
  • Podrá administrar los derechos de explotación y exploración de las áreas petroleras que aún no han sido adjudicadas.

Directores ad honóremHasta el momento, con todo lo que cuenta Emesa es con un director, Alejandro Neme, y falta la conformación del resto del directorio. Pérez promete una empresa poco burocrática, con poca estructura de personal y bajo presupuesto. Por ley, la empresa estará formada por un director titular presidente y por otros cuatro directores titulares, que aún no fueron seleccionados y durarán tres años en sus cargos. Ayer el gobernador aseguró que estos cargos serán ad honórem.

Existirá también, como control, una sindicatura colegiada compuesta por tres miembros, de los cuales uno será propuesto al Ejecutivo por el partido político de oposición con mayor representación parlamentaria. En este caso, se trata de la UCR, que aún no resuelve si participará en el directorio.