Diario Uno > País

En San Rafael recurrieron a los telos para alojar a los visitantes

Marcelo Schmittschmitt.marcelo@diariouno.net.ar

SAN RAFAEL– Miles de turistas arribaron entre el jueves y ayer al departamento, que se quedó sin alojamientos formales para albergarlos. Ayer la Dirección de Turismo del Municipio se vio desbordada por los visitantes que concurrieron en busca de un lugar donde pasar este megaferiado.

En las oficinas ubicadas en la intersección de Balloffet e Hipólito Yrigoyen, los empleados hicieron peripecias para conseguir al menos un cuarto para hospedar a los visitantes. En este contexto, algunas parejas eligieron alquilar un cuarto en albergues transitorios, porque hasta las viviendas particulares se habían ocupado.

Este auge se vio reflejado en lo que contó el director de esta delegación, Andrés Chiaradio, quien personalmente se ocupó de atender llamadas de otras zonas del país.La pregunta era si había lugar en San Rafael para hospedarse y la respuesta del funcionario fue “sólo queda espacio en los campings”.

Chiaradio dijo a Diario UNO que “hoteles, aparts, cabañas y viviendas están al ciento por ciento de su ocupación. En todos estos años al frente de esta oficina no recuerdo una demanda similar”.

El fenómeno FranciscoLos visitantes se agolparon a partir de las 9 en la puerta de la delegación de Turismo. El 80% de las consultas estuvo referida al hospedaje y el otro 20%, a los circuitos turísticos.

Hasta el efecto Francisco, por el Papa, se escuchó en las preguntas de los viajeros, porque la mayoría quiso saber cuál era el cronograma de los festejos religiosos.

Si bien preveían un lleno total para este fin de semana largo, el resultado superó ampliamente las expectativas. Algunos operadores turísticos calcularon que entre el jueves y ayer arribaron a San Rafael más de 10.000 turistas, quienes agotaron rápidamente las 8.000 plazas formales que tiene el departamento.

No sólo esa oficina fue el centro de las consultas. El informador ubicado en la terminal de micros también tuvo un arduo trabajo en la recepción de turistas. Desde allí, los dos empleados que atendieron a los visitantes cruzaban llamadas con la oficina central con el fin de reubicar a aquellos pasajeros que no tenían un lugar reservado.

Chiaradio comunicó: “Hemos lanzado un llamado a todos los vecinos para que ofrezcan un lugar en sus casas porque estamos desbordados”.

En las calles céntricas se pudo notar la presencia de varios contingentes, sobre todo en las inmediaciones de la plaza San Martín, un lugar emblemático de la ciudad.

Además, cafés y bares decidieron hacer horario corrido para atender a los visitantes que después de recorrer los circuitos turísticos paseaban por la ciudad.

La mayoría de los turistas proviene de Rosario, el centro oeste de la provincia de Buenos Aires, Neuquén, La Pampa, Santa Fe y algunos del norte de la provincia.

Por ahora, hasta mañana parece que el panorama no va a cambiar y hoy podrían ingresar más personas.

Su alojamiento dependerá de los vecinos que ofrezcan un lugar en sus viviendas o del espacio que exista en los campings, porque el resto está totalmente lleno.