Diario Uno País

El sindicato contradijo la versión de Randazzo sobre el accidente. El líder gremial afirmó que una señal estaba apagada y aseguró que "venía así hacía varios días".

El sindicato de maquinistas niega que se hayan pasado señales en rojo

Por UNO

El titular de La Fraternidad, el gremio que agrupa a los maquinistas ferroviarios, contradijo este sábado la versión del ministro de Transporte, Florencio Randazzo, sobre el choque de trenes en Castelar y señaló que "es mentira" que el conductor haya pasado las señales de peligro.

"Es mentira que se pasaron tres señales a peligro. Se pasó una señal de precaución, una apagada y una a peligro. Los conductores se acostumbran a que una señal esté apagada", lamentó Maturano, quien advirtió que "alguna anomalía había" en el tren que embistió a otro en Castelar.

Respecto de la señalización, el líder gremial afirmó en declaraciones a radio Mitre que la que estaba apagada la vio personalmente, desde el lugar de los hechos y aseguró que "venía así hacía varios días".

Consultado sobre las declaraciones de Randazzo, quien aseguró que el tren iba a "62 kilómetros por hora con velocidad ascendente" cuando chocó, Maturano indicó que "eso lo tiene que decir la caja negra".

"Estamos esperando que se llame al sindicato" por parte de la Justicia, agregó el dirigente sindical, al tiempo que sostuvo que si bien se "están arreglando las cosas" en los trenes, aún "no se está dando la seguridad como tiene que darse".

"Las vías, el señalamiento, el material rodante tampoco están como tienen que estar. De acá a diez, doce años tendremos un ferrocarril como el que tenemos que tener", concluyó. 

Por su parte, el delegado gremial de la línea Sarmiento Rubén Sobrero aseguró que la denominada formación "Chapa 1" que el jueves chocó contra otro tren en las inmediaciones de la estación Castelar, "al mes" de ocurrida "la masacre de Once", en febrero de 2012, "estuvo a punto" de colisionar en esa terminal ferroviaria.

Sobrero ratificó que ese tren sufría desde hace tiempo "problemas de freno" y aseguró que tiene "todos los informes técnicos que demuestran claramente que esa formación no andaba", por lo que volvió a cargar contra Randazzo, quien este viernes cuestionó las denuncias de los sindicalistas.

"Sabe que podía contar con los laburantes, yo tengo mucho diálogo con sus secretarios y buena relación. Pero me parece de que salga a decir boludeces me enoja más que a nadie, porque se lo hemos dicho varias veces lo que pasa en la empresa", enfatizó Sobrero en diálogo con radio El Mundo.

El gremialista reiteró al respecto que el "lunes" pasado, los trabajadores "no querían manejar" el "Chapa 1" a raíz "de los problemas que tenía", ya que "es un prototipo que es un injerto con tecnología variada".

"Nosotros hemos pedido que se retire esa formación. Al mes de la masacre de Once, ese tren estuvo a punto de chocar en Once, pero paró a un metro del final del anden", concluyó.

Fuente: NA