País País
martes 04 de junio de 2013

Chicos de 32 escuelas especiales ya pueden utilizar las netbooks

Es porque la Nación envió los kits de adaptación de esas computadoras portátiles para los alumnos discapacitados. La premisa es que se los considere iguales ayudándolos a acceder a las tecnologías.

Por Cecilia Osorio
osorio.cecilia@diariouno.net.ar

Que los chicos que tienen alguna discapacidad sean sujetos activos frente al uso de la tecnología, adquieran competencias para desenvolverse como el resto de la sociedad y logren independencia y autonomía produciendo sus propios contenidos. Todos estos objetivos se buscan con los kits de “recursos tecnológicos adaptados” que ya están en 32 escuelas especiales mendocinas construyendo un puente hacia las netbooks, y de ahí a la igualdad de oportunidades.

El programa Conectar Igualdad llegó primero a estos establecimientos con las computadoras y ahora la Nación, a través de la Dirección General de Escuelas (DGE), distribuyó estos equipos para que el acceso no sea una mera expresión de deseo.

Representan la mitad de las 64 instituciones especiales provinciales, las que ya tienen alguno de los modernos dispositivos. Si bien todas cuentan con una computadora portátil para cada alumno, que ellos pueden llevarse a su casa, estos soportes se distribuyen según la necesidad y permanecen en el establecimiento.

Por ejemplo, hay teclados con protectores de acrílico para quienes tienen dificultades motrices o mouses activados (como una especie de joystick con botones que permiten las mismas acciones que el clásico mecanismo por el que se mueve el cursor); impresoras multifunción y Braille para ciegos, y computadoras “all in one” (todo en uno) que, a quienes tienen dificultades motoras e intelectuales, les favorece la interacción directa mediante la pantalla sensible al tacto.

La escuela Nº2-033 Fidela Maldonado de Cano, ubicada en la calle Alvear de Godoy Cruz, alberga a chicos con problemas neurológicos, motores y con distrofias musculares de nacimiento. Algunos desarrollaron una multidiscapacidad que muchas veces se asocia a problemas de baja visión o ceguera.

Frente a la discapacidad se puede construir más discapacidad o refuncionalizarla para que surjan opciones.

Este es el cambio, según las docentes, que se está produciendo con la nueva tecnología.

Ellos acceden
Ástor Fernández (11) tiene dificultades para orientar los movimientosde su cuerpo. Está en silla de ruedas y cada vez que alguien se acerca pregunta de qué equipo de fútbol es fanático. Esa barrera física se diluye cuando, con el mousejoystick lleno de colores y luces que indican dónde está detenida la flecha en la pantalla de su netbook, sabe que a la abeja que está dibujando le falta una de sus alas.

Franco Manrique (10) escribió su nombre completo. El teclado ya no es difícil de manejar para él, que antes apoyaba toda su mano sobre los botones, con movimientos aleatorios que no le permitían precisión. La plancha de acrílico con agujeros limitados le posibilita adaptar su discapacidad para lograr la motricidad fina con cada letra, número y símbolo.

“Generar el proceso de producción de contenidos para que los chicos más que ser sujetos pasivos de la tecnología sean activos implica, además de autonomía e independencia, competencias para que puedan desenvolverse como el resto de la sociedad”, opinó Viviana Leo, referente provincial del nivel Educación Especial en Conectar Igualdad.

Después explicó que, además de los dispositivos, las netbooks tienen una amplia cantidad de software para utilizar en el aula.

La escuela Cano dio otro paso en la revolución tecnológica y tiene un proyecto de cine. Utiliza Facebook para generar grupos de trabajo entre los propios docentes e integrar a la familia. Así lo cuenta Mariela Climiño, la directora: “Cambió la comunicación; hay chicos que tienen dificultades para expresarse, entonces estas herramientas permiten el intercambio de información de la casa a la escuela sobre lo que estamos haciendo. Hay alumnos que no podían escribir porque su motricidad fina estaba comprometida, y ahora les es más fácil”.

Docentes deben gestionar
“El equipamiento se distribuye según la especificidad de cada escuela y su necesidad, por ejemplo, según el número de alumnos que tiene”, describió Leonardo Simón, director de Políticas de Integración Digital de la DGE, para quien el mayor logro es que los recursos ayudan a generar inclusión a partir de adaptar las herramientas (como las netbooks) comunes al resto de los niveles de la educación: “Que sean considerados iguales es lo que importa”.

Desde el año pasado se capacita a los docentes especiales. En 2012 fueron cuatro módulos para todos los educadores y este mes irán por lo que precisa cada escuela. “El énfasis está puesto en la propuesta pedagógica del docente, sus proyectos. Además, las escuelas deben pensar para qué y cómo administrar los recursos”, dijo Viviana Leo.

¿Qué trae el kit?
► Los dispositivos se distribuyen según la necesidad de cada escuela especial y los tipos de discapacidades de los alumnos.ç

► No hay un recurso tecnológico adaptativo para cada alumno. Por eso la idea es trabajar en grupo proyectos o actividades planificados por las docentes. Tampoco se llevan a la casa, sino que permanecen en el establecimiento.

► Teclado protector: diseñado para aquellos estudiantes que tienen dificultades en el uso del teclado convencional de las netbooks, por falta de precisión en sus movimientos.

► Mousejoystick o activado a través de botones: ha sido ideado y creado para los alumnos que presentan algún tipo de movilidad reducida.

► Brazo articulado o robótico: soporte para adaptar las herramientas tecnológicas al mobiliario y que su uso de parte de personas con discapacidad sea más sencillo.

► Computadora “all in one” (todo en uno): la misma posee una pantalla grande que permite beneficiar el trabajo de los alumnos que tienen el problema de baja visión. En estudiantes con discapacidad motriz o intelectual, favorece la interacción directa mediante su pantalla, que es sensible al tacto.

► Impresora multifunción e impresora Braille: escaneo de un texto para ser leído a través de un lector de pantalla. A su vez, la impresora Braille permite la impresión de textos para estudiantes con ceguera.

► Switch pulsador: dispositivo que se conecta a una computadora y permite “activar” o “desactivar” determinadas funciones, remplazando al mouse.

► Trackball: como el switch, se utiliza cuando resulta dificultosa la operación del mouse, incorporando un “brazo articulado” que aprovecha los movimientos controlados que posee el estudiante en manos, pies y mentón.

► Además, las escuelas reciben un cañón proyector para iniciativas audiovisuales.
 

Fuente:

Más Leídas