País
En el sector señalaron que las protestas de los trabajadores por reclamos salariales está generando “cuantiosas pérdidas económicas”.

Advirtieron que podría faltar aceite en los súper por un paro gremial

Por UNO

La Bolsa de Comercio de Rosario advirtió hoy sobre las "cuantiosas pérdidas económicas" que está generando el paro de trabajadores aceiteros por reclamos salariales, y que se lleva adelante con cortes en rutas de acceso a terminales portuarias en el sur de Santa Fe.

La entidad deploró "el bloqueo de puertos y fábricas en forma ininterrumpida desde hace semanas", consideró que "la disputa está fuera de control" e instó a "encauzar la resolución de los conflictos a través de un diálogo maduro, evitando caer en la intolerancia o la imposición de la razón por la fuerza". 

A su vez, exhortó a las autoridades oficiales "a no permanecer indiferentes frente a situaciones en que los reclamos llegan a comportamientos desmedidos que afectan los derechos generales y la seguridad de personas y bienes". "El prolongado conflicto que enfrenta a los trabajadores aceiteros con las empresas industriales y exportadoras del sector ha escalado de tal forma que los perjuicios ocasionados ya trascienden a las partes en pugna", alertó. 

Para la institución, "la validez o razonabilidad de los argumentos que puedan esgrimirse para fundamentar los planteos no justifica la recurrencia a modalidades compulsivas y desmedidas, como el bloqueo de puertos y fábricas en forma ininterrumpida desde hace semanas". "La disputa está fuera de control y ha derivado en la imposibilidad de concretar entregas de granos de productores en plena época de cosecha, generando enormes problemas logísticos, que disparan costos de embolsado innecesarios en una campaña con resultados sumamente ajustados", criticó. 

Además sostuvo que el conflicto ocasionó: "la nula operatoria comercial de los mercados de concentración de negocios; el virtual corte de la cadena de pagos, con lo que los efectos se advierten no sólo en los propios eslabones de la cadena de comercialización, sino que también impactan en los más diversos proveedores de bienes y servicios; cuantiosas pérdidas económicas por incumplimientos de compromisos de embarques; la paralización de exportaciones de granos y derivados, con inmediatos efectos en la menor entrada de divisas al país y caída de los ingresos fiscales".

 Embed      

Dejá tu comentario