Diario Uno Información General

Como en los viejos tiempos. Desde la inauguración del Malvinas Argentinas, los grandes del fútbol argentino que vinieron a Mendoza jugaron allí. Hoy será la excepción.

Una postal del pasado

Por UNO

Lucio A. Ortizortiz.lucio@diariouno.com.ar

Lo que sucederá hoy en el estadio de Independiente Rivadavia es algo que ya estaba casi olvidado en Mendoza. No por el hecho mismo del partido ante los Rojos de Avellaneda, sino porque desde la inauguración del estadio Malvinas Argentinas, en 1978, los enfrentamientos ante los grandes del fútbol argentino se sucedieron en ese escenario, salvo muy raras excepciones.

Se sabe que Godoy Cruz desde el 2005 utiliza el estadio mundialista para jugar de local y por allí han pasado las historias más recientes ante River, Boca, San Lorenzo, Racing e Independiente de Avellaneda, o sea los cinco grandes del fútbol argentino.

Entonces hay que saltear esta época del Tomba para rastrear en la estadística las últimas veces que en una cancha de un club mendocino se haya presentado un grande para jugar por los puntos.

Desde aquel primer partido San Martín 2-Independiente de Avellaneda 3, el 10 de setiembre de 1967, en la cancha de Andes Talleres se sucedieron partidos inolvidables, ya sea en cancha propia o prestada, con San Martín, Independiente Rivadavia, Gimnasia, Huracán de San Rafael y también Godoy Cruz en su Nacional ’74.

La historia es rica y abundante hasta que se construyó el estadio provincial en el parque General San Martín.

El último partido ante un grande en Primera A, jugando en su propia cancha un equipo mendocino, fue el 25 de octubre de 1981 cuando Huracán en su cancha de San Rafael empató 2 a 2 con los Rojos de Avellaneda por la zona C del Nacional. Esa vez el Mono Hugo Olmos y Nicollier anotaban para el Azuloro, mientras que Zimmerman y Brailovsky (penal), hacían los goles del Rojo, en donde el “10” era Ricardo Bochini.

Por ese mismo torneo, unos días antes y por el grupo A, Gimnasia y Esgrima se presentaba en la cancha de su vecino Independiente Rivadavia el 20 de setiembre y perdía frente a Racing Club 4 a 3. Anotaron para el Lobo Eduardo Méndez, Mario Videla y Guillermo Herrera. Para la Academia hacía tres goles Manuel Rosendo Magán y uno Osvaldo Pérez.

Y el 30 de setiembre de 1979, los Azules recibían en su estadio a Racing Club, en lo que sería para Independiente Rivadavia el último de los partidos ante un grande en su propia cancha. Terminó 0 a 0 y Enrique Fernández, el DT de la Lepra, incluyó de titulares a: Reggi; Mémoli, Pralong, José N. Carrizo y Chavero; Carrió, Bazán y Héctor Suárez; Jorge Funes, Santillán y Miguel González.También entraron Sullivan y Cabrero.

Enrique Sívori puso en Racing Cluba a: Cejas; Bottaniz, Beccerica, Alcides Merlo y Oscar García; Barbas, Zavagno y Carlos López; Clavero, Giachello y Calderón. Después entraron Roberto Díaz y Montecello.

El Estadio Provincial acapara enfrentamientos con los grandes a partir del ’78 y por eso la presencia de Independiente de Avellaneda hoy en el estadio Bautista Gargantini marca un hecho digno del túnel del tiempo, porque 32 años después un grande estará jugando oficialmente fuera del Malvinas Argentinas, en una cancha de Mendoza.

Las escenas de gente afuera sin poder entrar, un estadio repleto y las expectativas por las nubes eran las características notables que se repetían en esos años. Hoy puede darse algo casi olvidado.