Futbol Martes, 15 de noviembre de 2016

Gran encuentro de las glorias del fútbol de Mendoza

Muchas figuras del pasado del balompié local se juntaron para recordar viejos tiempos. Unos 450 invitados se dieron cita y las anécdotas estuvieron a la orden del día.

Gustavo Privitera

privitera.gustavo@diariouno.net.ar

Fue como trasladarse al pasado glorioso del fútbol mendocino, el de los viejos Nacionales. Allí estaban todos, los de las hazañas, los de las bonitas fintas y los de la marca pegajosa. Ellos disfrutaban y sonreían cada vez que se reencontraban con un amigo que le dio el fútbol.

En el bonito polideportivo Juan Giol se realizó un almuerzo bajo el lema "La amistad del fútbol". Organizado por Norberto Botón Rodríguez, Roberto Cuta Morán, Juan Carlos Papi Cabrera y Rolando Storani -entre otros-, con el apoyo de la Municipalidad de Maipú (estuvo en la cita el intendente de ese departamento, Alejandro Bermejo) se realizó este encuentro que ya es un clásico. Unos 450 asistentes hubo en la juntada.

Estuvieron José Daniel Ponce, Víctor Legrotaglie, Oscar Ramón Fornari, Antonio Cura Vergara, Jorge Chufi Sosa, el Quique Alfredo Lucero, Ramón Gato Herrera, Eduardo Tucho Méndez, el Cogote Oscar Paiva y Atilio Civitillo.

A la larguísima lista se agregan Marcelo Herrera, Ricardo Retamales, Alberto Isaías Garro, José Ñato Ruiz, Ariel Gómez, Hardan Curi, Jorge Julio, Alberto Hita, el Diablo Millán, el Negro Guayama, el Macho Ángel Molina, Esteban Gallego Soto, el Negro Raúl Zolorza, el Coqui Martínez, el Polaco Torres y Andrés Molina, entre otros.

El ex arquero Edgardo Fumagalli y Nicolás Pichi Matricardi vinieron especialmente a la provincia para la ocasión especial.

"Tocamos fondo"

El Bocha Ponce opinó del momento que atraviesa el seleccionado argentino: "Creo que tocamos fondo, partiendo de que el técnico debe tener más carácter y si no lo tiene... A veces jugar bonito, a un toque, jugar para atrás y asegurar la pelota no basta. Habría que tener un poquito más de huevos, de amor propio y el que no puede que dé un paso al costado y que venga otra gente, porque no podemos estar anclados en que Messi pueda romper su récord o ganar el Mundial".

"Necesito que Argentina sea campeón del mundo, me gusta el fútbol, que raspe, que juegue, que tire caños; que sea del paladar argentino. Que haya diez jugadores de recambio, que venga gente nueva, pero Argentina no puede quedar fuera de un Mundial y hay que darles paso a los otros pibes que vienen atrás. Psicológicamente están saturados, con un cemento muy grande de una lápida que le han puesto el pueblo y el periodismo".

"La verdad es que me pone muy contento haber recibido esta invitación, de poder participar en este encuentro. Obviamente que me emociono porque me hace acordar de mis comienzos, de cuando llegué a Godoy Cruz", añadió Ponce.

"Felicito a los muchachos de Maipú. Vengo todos los años y esto es muy lindo, uno se junta con gente que hace mucho no ve", señaló Fornari.

"Con todos he jugado, con el Osvaldo Sosa, el Coli Cornejo, el Ñato Ruiz, el Coqui Martínez, Ariel Gómez, el Negro Benínez y Carlitos Aceituno"

El Papi Cabrera expresó: "Es muy lindo esto que han encarado estos muchachos que han estado siempre con el fútbol. Es muy lindo porque te encontrás con gente que treinta años atrás jugabas en contra, ahora te podés sentar en una mesa y pasar lindos momentos".

Más noticias