fútbol internacional - Lionel Messi Lionel Messi
jueves 02 de junio de 2016

"No sabía que tenía que tributar, yo confiaba en mi papá y mis asesores"

La Pulga declaró este jueves en su juicio en Barcelona que él se dedicaba a su carrera deportiva y desconocía el entramado societario por el que resuntamente defraudó 4,16 millones de euros al fisco español.

El crack rosarino Lionel Messi, capitán del seleccionado de la Argentina y emblema del Barcelona, afirmó este jueves que "no sabía que tenía que tributar" y que "confiaba en su papá y sus asesores", en declaraciones efectuadas en el juicio en su contra que se lleva a cabo en España por presunta evasión fiscal.

"No sabía que tenía que tributar, solo me preocupaba por jugar al fútbol. Confiaba en mi papá y mis asesores, jamás se me pasó por la cabeza que me podía engañar", declaró Messi ante el Tribunal Superior de Cataluña, donde compareció hoy y deberá estar presente mañana para escuchar el veredicto final del juicio.

Antes de sus presentación, lo había hecho su padre Jorge, quien adelantó en su declaración que el futbolista no estaba al tanto del movimiento de las empresas que gestionaban sus derechos de imagen.

"Desde que mi hijo empezó su carrera le intenté facilitar la vida, lo que hacía era acompañarlo", aseguró Jorge Horacio Messi en el inicio de su comparecencia ante el tribunal catalán.

"En algún momento lo hablamos porque necesitábamos a alguien que nos guíe a nivel legal y fiscal. Así busqué a alguien y apareció (Rodolfo) Schinocca", añadió, en referencia a su primer asesor y supuestamente ex socio.

"Este señor me dijo que tenía que tener una organización donde llevar los derechos de imagen. Y para mi este tema es chino básico, no entiendo nada", remarcó.

Jorge respondió de esta forma a la Fiscal Raquel Amado, quien lo acusa de haber creado un supuesto entramado societario para eludir el pago de impuestos.

Este entramado fue detectado a partir de un contrato de 2005 firmado por los padres de Messi -cuando él era todavía menor de edad- por el que cedieron por un monto irrisorio de 50.000 dólares y de forma simulada por diez años los derechos de imagen del futbolista a la empresa Sports Consultants.

Sobre las 10.15 hora local (5.15 de Argentina), el capitán del combinado albiceleste, vestido de traje negro, camisa blanca y corbata, se bajó de una camioneta con sus acompañantes -entre ellos su hermano Rodrigo-, y con semblante serio y sin hacer declaraciones, ingresó a pie por las escalinatas del Palacio de Justicia catalán.

Unos 200 periodistas aguardaban su llegada junto a decenas de curiosos, algunos de los cuales lanzaron gritos tanto en contra como a favor del crack rosarino.

"Vete a jugar a Panamá, cabrón" o "devolvé la plata", fueron algunos de los insultos que recibió, aunque también se llevó el piropo de una mujer que lo llamó "tío bueno".

Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas