musica - Mendoza Mendoza
lunes 20 de noviembre de 2017

Orozco-Barrientos y un final cuyano en Santa Fe

Tonadas, cuecas y canciones con las que el dúo de Raúl "Tilín" Orozco y Fernando Barrientos han reposicionado desde hace 15 años a la música cuyana en la geografía musical argentina, fueron las encargadas de colocar un festivo cierre al tercer Mercado de la Música de Santa Fe.

Ese universo cuyano que la dupla de guitarras y voces de Mendoza volvió a hacer sonar a partir de reponer clásicos y aportar atractiva obra nueva, añadió otras tonalidades a un Mercado que en su variedad estuvo signado por el peso de la región a la que acogió y convocó: Santa Fe, Córdoba y Entre Ríos.

Pero ese salto de género que supuso la distendida y arrasadora actuación de Orozco-Barrientos no hizo más que agregar un color a la paleta sonora que se apreció desde el viernes en el hermoso espacio del Mercado Progeso de esa ciudad.

Desde las 21.15 y tras la más atractiva de las tres jornadas del encuentro, el binomio que entre 2004 y 2013 publicó los álbumes "Celados de sueños", "Pulpa" y "Tinto", mostró la solidez y efectividad de un repertorio probado en escenarios locales e internacionales.

"Pensado en ella", "Los ojos del amor", "Niña hermosura", "Pulpa", "Tordo viejo", "Celador de sueños" y "Caminito", entre otras piezas creadas por ambos y gemas tradicionales de Félix Dardo Palorma con impronta fresca como "La refranera" y "Póngale por las hileras", integraron una actuación con más de 12 certeras estaciones.

Si la despedida resultó notable, no menos impactante fue la apertura dominguero que a las 18.30 corrió por cuenta del quinteto La Contienda.

La agrupación santafesina que reúne a Seba López (guitarra), la colombiana Karol Bayer (voz), Seba Macchi (teclado), José "Pichu" Piccioni (batería) y Cristian Bortoli (contrabajo), mostró en cuatro canciones la potencia de una musicalidad que parte del jazz y dialoga fecundamente con la canción popular.

En ese tránsito, el conjunto que el año pasado se impuso en el rubro Música Contemporánea del Fondo Nacional de las Artes por su disco debut "Un viaje en la noche", versionó "Tonada de la luna llena" (del venezolano Simón Díaz) y el "Arrorró" (de la colombiana Petrona Martínez) e hizo sus canciones "Signos" y "La Contienda" en un set estupendo.

Enseguida, otra propuesta santafesina, pero esta vez de carácter experimental a partir del jazz-rock de Vaso exquisito que mostró como Ricardo Rosa en batería y Pablo Somaglia en guitarra eléctrica propusieron un entramado con loops para visitar de modo instrumental a Charly García ("Yendo de la cama al living") y Sumo ("Mañana en el Abasto").

En otra ventana, esta vez abierta desde Córdoba, la compositora y pianista Clara Presta entonó un cancionero propio, sutil y sugerente integrado por "Vino viniendo", "Febrero" y "Pajarito blanco" que, comentó, formará parte de un próximo e inminente disco que publicará junto al contrabajista Federico Seimandi.

Enseguida y llegado de Rosario, el dj, productor y performer Ale Lauphan mostró sus credenciales de cantautor eléctronico en una actuación sin pausas donde combinó pasajes de su álbum estreno "Litoraleza" (2016) como "Movimiento", "Sirenita", "Juego nuevo" y el mántrico "Gurisito cósmico".

En otra cuerda, el quinteto de Santa Fe de rock Infusión Kamachui exhibió las poderosas aristas que es capaz de expresar a partir de una mistura donde el rock dialoga vigorosamente con distintos universos sonoros con una entrega que no admite la indiferencia.

Esteban Lagger (guitarra y coros), Luciano Dato (batería), Iván Wolkovicz (bajo) y Carlos Bechi (guitarra) desarrollaron capas sonoras sobre la que se lució la gran escena del cantante Pablo Ferreira (voz) para un show donde sonaron temas de su placa "Espesura" y se anunció que el 8 de diciembre volverán al mismo tablado como impulsores del Festival Interior que anuncia la estelar presencia de Aca Seca.

Con sus ferias de discos y luthería, sus charlas y aportes y, fundamentalmente con su carácter de hondo encuentro, el tercer Mercado de la Música de Santa Fe cumplió con creces su cometido de erigirse en un bello portal de lo que suena en la región.

Desde un sonido siempre estupendo y un clima amable exhibió artistas que merecen atención (entre ellos el cordobés Lucas Heredia, el reconocido entrerriano Seba Macchi, los locales La Contienda, Infusión Kamachui y Dante Leonel y el dúo Chamamé Cero llegado de Entre Ríos) y regaló visitas excepcionales gracias a la catalana Rusó Sala, el pianista brasileño Benjamin Taubkin y los mendocinos Orozco-Barrientos.
Fuente: Télam

Más Leídas