Musica Viernes, 20 de julio de 2018

El piano suena de la mano de Sebastián Macchi

El músico platense presentará su primer trabajo, titulado Piano solito, que fue grabado en un concierto que se realizó en el teatro Independencia en el 2016.

Eclipsado. Macchi visitó Mendoza en el 2016 y se "enamoró" del piano del teatro Independencia.

El piano ha sido parte de la historia en cualquier parte del mundo, basta con ver alguna pintura del algún cuadro antiguo para verlo siempre ubicado en el lugar más importante de una gran sala de reuniones. Siempre elegante, siempre presente y paciente, esperando su momento para ser tocado por algún talento que sea digno de reproducir su música.

Mendoza apuesta a la cultura y a reproducirla a través de la música. Por esto, este viernes a las 21.30, en la Nave Cultural, el pianista argentino Sebastián Macchi presentará su primer disco solista: Piano solito.

El pianista y compositor nació en La Plata y luego se radicó en Paraná (Entre Ríos). Algo que nos enaltece como mendocinos es que eligió grabar su primer disco como solista en Mendoza, nada más ni nada menos que en el emblemático teatro Independencia. "Elegí el teatro Independencia porque tiene uno de los pianos más lindos del país y, con la ayuda de una red de amigos conseguí gestionar la grabación del disco", expresó el platense en diálogo con Diario UNO.

Si bien este disco es el primero como solista, grabó otros dos en formato de banda con el trío Luz de Agua, junto con Fernando Silva y Claudio Bolzani, y editaron dos discos: Luz de agua / Poemas de Juan L. Ortiz - Canciones, en el 2005, y Otras canciones, en 2015; y con Lucas Nikotian un dúo solo de pianos en el año 2013.

En cuanto a su disco como solista, expresó: "Este es un repertorio que venía amasando hace varios años y en una visita a Mendoza conocí el piano del teatro Independencia y fue amor a primer toque, me quedé totalmente enamorado", dijo entre risas el pianista.

Hay una amplia parte del repertorio que se trabaja sobre el género folclórico, Sebastián Macchi va mucho más allá y ahonda diversos géneros musicales, sin pasar por alto lo mejor del cancionero popular latinoamericano.

"La búsqueda es pintar un paisaje interno y a partir de eso se echa mano a todos los recursos que van apareciendo en el camino", confirmó.

Huella de arena, Alma matinal, Chaya de los vientos, Con forma de carta (vals), El oro del mediodía y dos arreglos propios a partir de El arriero de Atahualpa Yupanqui y Canten señores cantores (canavalito) son algunos de los temas que recopila en su tercer disco y el primero como solista.

A modo de bonus track, Piano solito ofrece una versión improvisada (y posteriormente intervenida digitalmente) del preludio 20 trajes verdes, de Charly García, que apareció en el disco Peperina de Serú Giran.

"Soy una especie de omnívoro, me gusta mucha música diferente, para mí Charly García y Fito Páez fueron una inspiración, entre muchos otros, porque también me gusta mucho la música clásica. El piano tiene eso, te abre a mundos infinitos y a una bibliografía que tiene muchos siglos de historia", confesó, con un tono de pasión, Macchi.

En cuanto a la escena actual de la música y el arte, expresó que es un momento muy difícil en particular de nuestro país, a lo que dijo: "En una crisis tan grande como la que está atravesando Argentina, la cultura se deja en un segundo plano porque hay cosas mucho más urgentes, como que las escuelas no se caigan a pedazos, que en los hospitales no falten los insumos, por decirte algunos ejemplos".

Lamentablemente la cultura y el arte siempre han sido postergados, y no se les da la importancia que realmente tiene de que es ella quien nos define y forma como sociedad, el cambio quizás tenga que venir más de raíz, cambiar el paradigma cultural para empezar a construir desde cimientos más firmes.

"En la cultura empieza todo, en el sistema educativo. La música tiene que dejar de ser un bien exclusivo de los músicos, la música es una posibilidad humana y de algún modo se va perdiendo. Cuando somos niños todos cantamos y bailamos, y cuando crecemos, esto se pierde y es mal visto en el general de las personas", afirmó Macchi.

En cuanto a su presente profesional, el pianista está trabajando un proyecto, Sebastián Macchi trío, junto con un baterista, Gonzalo Díaz, y Carlos Aguirre en el bajo. El mes que viene se presentan en Chile y en agosto, en Brasil.

"Volver a Mendoza es una alegría inmensa porque de alguna manera atravesó este disco que voy a estar presentando, es un lugar muy querido para mí", cerró el músico.

Dejanos tu comentario