mundo_insolito

Una deliciosa renuncia

Por UNO

"Entregué la más deliciosa carta de renuncia de la historia", escribió en las redes sociales junto a una foto de su "renuncia", un pastel blanco con frutillas.La torta fue hecha por una pastelería en Tucson y fue un intento por el ex director para atenuar la mala noticia de su salida.

"Sabía que mi salida iba a ser decepcionante", aseguró. "Por eso, decidí que iba a renunciar con un pastel: no sólo porque nadie puede ponerse triste o enojarse por un pastel, sino también porque me gusta el humor y pienso que una renuncia hecha un pastel es bastante graciosa", concluyó.

Dejá tu comentario