Mendoza Mendoza
lunes 11 de diciembre de 2017

Sólo siete votos separan al oficialismo del endeudamiento

Tienen asegurados 25 sufragios y necesitan 32. Negocian con legisladores del PJ para que cambien de posición

Después de haber dejado de lado –al menos por el momento y en el ámbito legislativo– la discusión por la ampliación de la Suprema Corte de Justicia, el oficialismo sale a conquistar los votos para obtener el endeudamiento de casi 2.000 millones de pesos incluido en el Presupuesto 2018.
Hasta el momento, la UCR tiene 25 diputados asegurados: los 22 de su propia bancada y tres de sus aliados del PD, el Frente Renovador y el PRO.

Pero con estos no le alcanza para acceder a la toma de deuda. Le faltan, puntualmente, 7 votos. La única forma de obtenerlos es apelar a que el PJ cambie su posición cerrada en contra de la deuda, que se endureció con el proyecto de ampliación de la Corte y se consolidó tras haber acordado votar en bloque lo que decida la mayoría del partido.

"No sabemos si llegamos a discutirlo para este miércoles, pero ya hemos comenzado a conversar con los intendentes", señaló el presidente de la cámara, Néstor Parés, quien además señaló: "Yo no he puesto el foco en cuántos votos nos faltan, porque considero que el Presupuesto tiene que salir sin una discusión tan acotada como ésta. La oposición tiene que entender que queremos hacer obra pública para todos los departamentos", sostuvo el diputado oficialista.

Una posición de conjunto
Jorge López, presidente de la Comisión de Hacienda y Presupuesto, contó que "mañana tenemos reunión de comisión para ver si podemos avanzar. Ya hemos realizado tres encuentros para estudiar la pauta 2018, y la verdad es que si bien hemos querido trabajar todos los demás artículos que no tienen que ver con toma de deuda, el PJ nos trabó el debate en este punto", dijo el radical.

Además adelantó que el déficit pensado para el año entrante "es apenas el 25% del plan de obra pública, que llega a los $8.200 millones. El 75% restante será financiado por el Ejecutivo, con recursos corrientes".

El punto es que el PJ, que se venía mostrando desunido, sobre todo en la Cámara de Diputados –cabe recordar que la Ley de Tránsito y la reforma del Código de Faltas que permite castigar a las personas que porten armas no convencionales fueron votadas en forma dividida por el principal bloque oficialista– se reunió y se abroqueló, decidiendo emitir un voto negativo al respecto del proyecto de ampliación de la Corte. Además, hubo declaraciones de los principales dirigentes de ese partido –como su presidente, Omar Félix, y la autoridad máxima de la bancada peronista en el Senado, Patricia Fadel– para anunciar que desde ese momento y en adelante el PJ votaría por mandato partidario y no con libertad de acción. Por lo tanto, apelar a convencer a los legisladores que les responden a intendentes peronistas y que la bancada vote dividida no parece ser una opción en este contexto.

De todas maneras, y según cálculos que se escuchan en los pasillos de la Casa de las Leyes, los jefes comunales del peronismo están más abiertos a acompañar la toma de deuda para obra que otros sectores del PJ que no tienen compromisos departamentales.

Habrá que ver qué se decide mañana después de que concluya Labor Parlamentaria, ámbito en el que se decide qué proyecto se discutirá en la sesión de tablas del miércoles. Sin embargo, Parés aseguró que "hasta que no tengamos un panorama definido de qué posición tiene cada bloque, no vamos a apurar el tratamiento de la pauta".

Trascendió que aún hay pendiente una reunión del peronismo, que será en el transcurso de esta semana, para determinar qué camino se tomará, pero el panorama todavía no se ha definido

El FIT lo rechazará
Consultado acerca de cómo van a votar el pedido de deuda, el diputado Lautaro Giménez (PTS) afirmó "lo vamos a rechazar, los que ya se aprobaron durante la gestión de Cornejo llegaron a un récord histórico. La única vía para reducir el déficit ha sido atacar a los empleados públicos mientras a los grupos concentrados de empresarios se les han bajado las cargas impositivas".
Fuente:

Más Leídas