Mendoza Mendoza
martes 02 de enero de 2018

"Si sos oficialismo tenés que cambiar el chip de opositor"

Lo dijo Richard Battagion, ex titular del Partido Demócrata, al cuestionar a la actual conducción de los gansos

Menudo veranito le espera al Partido Demócrata en 2018. En el corral de los gansos habrá una fuerte pugna para definir quién será el macho alfa y hacia dónde irán los graznidos del líder que surja. Esa decisión se tomará el próximo 18 de marzo cuando la centenaria y conservadora agrupación mendocina defina en elecciones quién mandará por los próximos dos años.

Aunque todos aletean por un escenario de consenso y lista única, lo cierto es que el PD discute hoy qué clase de partido será, qué espacio ocupará y en qué vereda jugará.

Si bien en general la ciudadanía tiene a los demócratas dentro del oficialismo de Cambia Mendoza, en el partido algunos no parecen estar tan seguros de que ese sea el camino.

La aparición en el cierre del año de una lista de dirigentes que declararon y remarcaron su vocación de sostener la alianza con la Unión Cívica Radical y Alfredo Cornejo, dispuestos a dar la interna de ser necesario, ha expuesto la división que vive la agrupación.

Por un lado, la conducción partidaria representada en Carlos Balter (que no será candidato porque no puede ir a una reelección) y el diputado provincial Marcos Niven sostiene la alianza con los radicales y el PRO pero con un aire de autonomía que ha generado chispazos y miradas desconfiadas.

Lo demostraron recientemente, al frenarle al gobernador Alfredo Cornejo su proyecto de ampliar la Suprema Corte provincial.

Por el otro está el grupo de dirigentes que tejió la alianza con Cambia Mendoza en 2015 y que, expresando una postura orgánica, cree que hay que seguir dentro del frente, siendo oficialismo y gobernando bajo ese sello.

Estos son los dos grupos visibles en esta pulseada que arrancó con el año nuevo y que se extenderá hasta marzo.

Falta saber dónde se ubicarán los referentes y allegados del intendente de Luján, Omar De Marchi, presidente del PRO pero que, como ex líder del PD, tiene gente que le responde y podría apostar a conquistar la conducción para comandar ambos partidos, o volcarse sobre algunas de los que protagonicen la pulseada.

El aguante a la coalición
El nuevo grupo que surgió para dar la pelea interna se presentó en sociedad bajo la denominación Juntos por el Cambio y está liderado por Diego Arenas, ex legislador ganso y actual asesor de la ministra de Seguridad Patricia Bullrich; Josefina Canale, actual titular del Instituto de Juegos y Casinos, y Richard Battagion, titular de AYSAM (Aguas y Saneamiento Mendoza).

Fue Battagion quien en diálogo con Diario UNO remarcó que "hay que sostener la coalición del frente Cambia Mendoza que el PD integra", recordando que "nosotros hicimos ese acuerdo con los radicales y el PRO. Yo lo firmé siendo presidente del PD en 2015. Hay que mantener la coalición".

Sin vueltas, Battagion se diferenció de la actual conducción de los demócratas, en manos del histórico Carlos Balter, y pintó la línea roja que hoy evita un proyecto común dentro del partido: "Cuando el partido fue durante más de 30 años oposición y se encuentra que ahora está en el oficialismo, hay que cambiar el chip, el modelo mental, porque si seguís pensando como oposición, tenés todo el tiempo una mayor predisposición a oponerte y no a acordar. Y creo que ese el problema de la actual conducción del PD".
Battagion puntualizó: "Con esta postura amplifican las diferencias, que seguro siempre aparecen, en vez de negociar y acordar para resolverlas evitando de esa manera debilitar al Gobierno".

El ex titular de la agrupación recalcó que "si no aceptás esa situación, es muy difícil continuar".

Resaltó que "vivimos en una épocas de coaliciones, no de partidos. Ni el PRO, ni la UCR llegaron al gobierno con sus sellos propios sino que tuvieron que aliarse y hacer un frente".

Y luego enfatizó: "Lo que estoy defendiendo es esa visión. Hoy somos socios de una cooperativa exitosa de gobierno".

Sin embargo alertó: "Hay que entender las reglas de una coalición porque si querés oponerte siendo parte de ella, vas a estar complicado. Las diferencias se arreglan negociando".

Battagion anticipó que "nuestros candidatos para la elección del 18 de marzo ya están prácticamente definidos. Para presidir el partido será o Diego Arenas o Josefina Canale, lo veremos en su momento".
También indicó que la postura de Juntos por el Cambio es ir con una lista única producto del consenso y evitar una confrontación electoral.

"Aspiramos a un acuerdo, no a una interna", indicó Battagion, aunque dejó en claro que darán la pelea en las urnas con los afiliados si no hay un pacto sobre el futuro del PD.
Fuente:

Más Leídas