Mendoza podrá vender 25% de la energía que produzca
Será cuando todos los proyectos en desarrollo funcionen al 100%, incluidos Anchoris y Portezuelo del Viento
El gobernador Alfredo Cornejo remarcó ayer durante una entrevista con radio Nihuil que cuando termine su mandato, en diciembre de 2019, Mendoza podrá autoabastecerse de energía y, además, podrá aportar megavatios al sistema interconectado nacional. Será cuando se hayan puesto en marcha los 17 proyectos de energías renovables que existen en la actualidad –más la Central Térmica de Anchoris que ya está funcionando– y también la presa Portezuelo del Viento.

Hoy, la provincia consume 1.600MW y produce 1.404, es decir que tiene que importar 196MW para completar lo que necesita para abastecer a 340.983 hogares.

Sin embargo, y según explicó el ministro de Economía, Infraestructura y Energía, Martín Kerchner, "actualmente tenemos contratos de obras para sumar 441MW al sistema, que equivalen al 31% de lo que se produce hoy". Además, agregó que estos nuevos MW permitirán autoabastecerse y exportar. Kerchner remarcó que esto no sucede hace por lo menos 35 años.

Por otra parte, destacó que en el 2017 se sumaron 42 MW al sistema, producto de la puesta en marcha de la Central Térmica de Anchoris. "Desde 2002, cuando comenzó a funcionar Potrerillos, el sistema eléctrico local no sumaba ni un sólo MW", enfatizó el ministro.

Los proyectos
Mendoza posee 17 proyectos de energía renovable que integran el plan Renovar, por el que el Gobierno nacional licita nuevos MW.

De estos, 4 ya se están construyendo. Se trata de obras de pequeños aprovechamientos hídricos. Dos de ellas están ubicadas en el Cacique Guaymallén, una tercera en el dique Tiburcio Benegas (en Junín) y la última en el canal San Martín (en el departamento homónimo).

El proceso de construcción se encuentra un parque eólico en El Sosneado (San Rafael) del que se están terminando las telemediciones (la determinación del lugar exacto donde instalarlo).

Además de siete parques de energía solar: uno de ellos se instalará en General Alvear, otro en La Paz, tres más en Luján de Cuyo, uno en Tupungato y el último en Lavalle.

Por último, hay que sumar 5 pequeñas centrales hidroeléctricas más, que fueron adjudicadas hace un mes y medio a través del Plan Renovar 2.0.

Todos los proyectos fueron elaborados por la Empresa de Energía de Mendoza (Emesa).

Desde el ministerio que maneja Kerchner explicaron que la empresa de energía tiene estudiados 82 puntos donde se pueden instalar pequeñas obras de aprovechamiento hídrico. Estas podrán ser presentadas en nuevas licitaciones del Plan Renovar.

Avances en Portezuelo
Otra de las grandes apuestas de la actual gestión es la de concretar la obra hidroeléctrica de la que más se ha hablado, pero que poco ha avanzado en los últimos años: Portezuelo del Viento.

Según información del ministerio, la Provincia ya ha cumplido con todos los estudios exigidos para darle luz verde al megaemprendimiento.

Se necesitaba, entre otros pasos previos, realizar el nuevo trazado de la Ruta Nacional 145, la realización de censos macrobióticos (especies de animales que viven en la zona), la determinación de los puntos donde realizar las conexiones para integrar la producción de la presa al sistema nacional, el pedido de afectación de las tierras que se ocuparán y estudios geológicos para determinar dónde se apoyará el dique. En estos trabajos, la provincia ya invirtió 25 millones de pesos. Sólo falta que se dirima el laudo con La Pampa, que es tarea del Coirco.

La meta que se ha trazado el actual gobierno es que cada 5 años, Mendoza licite una nueva central hidroeléctrica, y no que pasen 17 años como entre Potrerillos y Portezuelo del Viento.