Mendoza - Mendoza Mendoza
lunes 27 de noviembre de 2017

Cinturón para todos

Hay padres que todavía permiten que sus hijos viajen inseguros, sin estar amarrados a los asientos.

Si no es este martes, será el martes de la semana próxima. Lo concreto es que Mendoza contará a la brevedad con una nueva ley de tránsito que debe ser aprobada en el Senado.

Entre los cambios figuran que ciclistas y motociclistas tendrán la obligación de llevar casco y el DNI para identificarse en caso de que un oficial de tránsito se lo solicite. Además, quienes se trasladen en bicicleta deberán respetar todas las pautas vehiculares, como semáforos y discos pare, ya que serán pasibles de multas.

La futura legislación plantea también el endurecimiento de las sanciones a los reincidentes de faltas graves, que llegan hasta la inhabilitación. En estos casos, pagar la multa no los pondrá en regla con el Estado, ya que por un tiempo determinado ni siquiera podrán ponerse al mando del volante. Para recuperar la licencia, deberán aprobar un curso como si fueran principiantes.

Entre tantos artículos del texto, hay uno que aparece como "sencillo", pero que a la vez podría resultar revolucionario en el marco de la propuesta que en su momento envió el Ejecutivo.

Es el que obliga a utilizar el cinturón de seguridad en la totalidad de las plazas del auto, a la vez que los menores de 12 años deben viajar atrás; mientras que los menores de 4 años deben utilizar sillas especiales también en la parte trasera.

El experto mendocino en accidentología vial Hector Roitman dijo el miércoles pasado en el programa Séptimo Día (El Siete) que a él le llama la atención cómo los padres son capaces de levantarse de noche y ante una fiebre de sus hijos salir corriendo al hospital como si se tratara de una emergencia, pero les permiten a esos menores ir en auto sin cinturón, sentados atrás con los codos apoyados entre los asientos delanteros, charlando como si nada.

"Si en ese momento se produce un choque, el menor sale despedido por el parabrisas con vaya a saber qué consecuencias", advirtió.

Lograr que los chicos viajen amarrados será todo un progreso. Según datos recolectados por el Sistema de Notificación de Análisis de Mortalidad en las Carreteras de Estados Unidos, el nulo o el mal uso del cinturón de seguridad causó el 20% de las muertes de niños en accidentes automovilísticos entre 2010 y 2014.

Si a estos datos se le agrega que, según la Organización Mundial de la Salud, los accidentes son la principal causa de muerte entre las personas de entre 0 a 29 años, cobra aún más sentido la introducción de esta modificación en la ley de Mendoza.

Queda para otro momento el análisis de si habrá suficientes controles policiales o comunales que velen por el cumplimiento de la norma.

Fuente:

Más Leídas