Diario Uno > Fútbol > Eduardo Domínguez

Eduardo Domínguez, el yerno de Carlos Bianchi que se llevó la copa a su casa

A los 42 años, Eduardo Domínguez fue campeón como DT de Colón emulando a su suegro, Carlos Bianchi, con quien también comparte club de origen

(editado por Juan Pablo García) Eduardo Domínguez, yerno del gran Carlos Bianchi,fue el director técnico que llevó a Colón de Santa Fe a la conquista de la Copa de la Liga Profesional, el primer título profesional de la historia de los Sabaleros.

Con 42 años, el DT alcanzó un nuevo éxito, como para no ser menos que su suegro, ya que está casado con Brenda Bianchi.

Aunque aún está lejos de igualar los logros de Carlos Bianchi en Vélez y Boca, Eduardo Domínguez se metió en la historia de Colón de Santa Fe, club al que ya había dirigido entre 2016 y 2019.

dominnguez-1 (1).jpg
Eduardo Domínguez con la Copa de la Liga que se llevó a su casa.

Eduardo Domínguez con la Copa de la Liga que se llevó a su casa.

Aunque surgió de Vélez, el mismo club del Virrey, el barbudo se identificó mucho como jugador con Huracán donde jugó durante 4 períodos diferentes, ganó dos títulos (Copa Argentina y Supercopa Argentina 2014, las dos finales fueron en San Juan) e inició su carrera como técnico.

De todos modos, la de este viernes no fue la primera vuelta olímpica de Eduardo como DT ya que en Nacional de Montevideo, en 2019, ganó la Supercopa uruguaya.

La Copa de la Liga se mira y no se toca

La histórica consagración de los santafesinos en San Juan registró festejos hasta entrada la madrugada del sábado, con imágenes emotivas como la del propio entrenador entrando a su casa para dormir con el trofeo.

Tras vencer 3-0 a Racing en la final, el plantel de Colón de Santa Fe arribó al aeropuerto de Sauce Viejo cerca de las 3 de la madrugada y demoró casi una hora más en llegar al predio del club.

https://twitter.com/TNTSportsAR/status/1401007643209125888

El fuerte operativo policial protegió la autopista para evitar una caravana aunque los festejos en las calles de la ciudad estuvieron de acuerdo a las circunstancias de un título muy esperado.

En medio de la euforia, el propio Eduardo Domínguez llegó a su casa y un grupo de hinchas lo esperaba para sacarse fotos con él y el trofeo.

"No, hoy la Copa se mira y no se toca...", dijo el DT antes de ingresar según reflejó el diario El Litoral.

"Voy a dormir abrazado con la Copa", agregó el DT sin esconder su deseo que llevarle el trofeo a su madre en Buenos Aires, aunque luego de "solucionar algunos temas" con el presidente del club, José Vignatti, que seguramente tendrán que ver con su continuidad y la de la base del equipo campeón.

Seguir leyendo