Diario Uno > deportes

Reveco volvió a Mendoza tras su triunfo en Japón

Raúl Adriazola

radriozola@diariouno.net.ar

Tras un largo viaje que lo trajo desde el lejano Japón, arribó este sábado al mediodía a Mendoza el campeón mundial mosca de la Asociación Mundial de Boxeo, el malargüino Juan Carlos Reveco, que defendió con todo éxito su corona ecuménica ante el local Masayuki Kuroda, imponiéndose por puntos en un amplio fallo unánime.

Muchos mendocinos, y particularmente malargüinos, llegaron a la estación aérea Francisco Gabrielli para darle la bienvenida al Cotón. Más de doscientas personas esperaron el vuelo, programado su arribo desde Buenos Aires a las 13.15, pero llegó muy demorado, aterrizando cerca de las 14.20.

Al cántico de “dale campeón”, y “Argentina, Argentina”, los fanáticos y familiares recibieron a Reveco, que inmediatamente dejó de lado los trámites de desembarque y se vino a saludar a todos. Muy emotivo fue el reencuentro con su esposa y su hijo, además de sus padres y uno de sus hermanos, que se vinieron desde el departamento más sureño de la provincia a esperarlo.

La palabra del campeonísimo

Sobre el extenuante viaje en sí, el Cotón comentó: “Un viaje de vuelta muy largo, cuarenta y algo de horas, la verdad que llego cansadito, de vuelta fue más extenso”. Luego agregó: “Uno cuando termina de trabajar y termina ya quiere volver y disfrutar con la familia, con los hijos. Estoy muy contento del recibimiento de la gente”, agradeció emocionado.

Sobre su estadía en el lejano Oriente, Juan Carlos dijo: “En Japón nos recibieron muy bien, todo fue muy lindo, la verdad que los cinco que fuimos la pasamos maravilloso”.

Respecto al futuro informó Reveco: “Se despertó mucha expectativa allá, quieren que vuelva y es muy posible que haya algo este año, posiblemente en mayo o junio. Todavía no hay rivales en firme, si la intensión de que pelee allá, posiblemente va a haber un desafío con un boxeador de allá”.

Una de las grandes preocupaciones tras la pelea, fue su mano izquierda, la que sufrió una lesión en el sexto asalto, y sin embargo fue la que más usó para lograr el triunfo: “La mano ahí está, la tengo muy hinchada. Hay que cuidarla, es la herramienta de trabajo. No pudimos sacar radiografía, ya que después de la pelea fuimos a cenar, luego dormimos y ya pegamos la vuelta. No creo que haya fractura, el día de la pelea la tenía como una “empanadita”, pero me he estado poniendo mucho hielo y ha bajado bastante la hinchazón”, dijo.

Finalmente le dio las gracias públicamente a la gente que lo fue a recibir con tanto cariño y calor: “Quiero agradecer profundamente a todo Mendoza por este recibimiento, la verdad es que me han emocionado”, cerró el campeón mundial mendocino, ya metido de lleno en la historia grande del boxeo argentino y mundial.

 Embed      
El Cotón llegó a Mendoza esta sábado. Foto: Raúl Adriazola/ UNO
El Cotón llegó a Mendoza esta sábado. Foto: Raúl Adriazola/ UNO