Diario Uno > deportes

Pateá vos Martín: Óbolo desperdició un penal y el Tomba no salió del cero

Godoy Cruz igualó sin goles con Argentinos Juniors en la cuarta fecha del torneo Final que lo encuentra invicto.

Mauro Óbolo, a los 38' del complemento, desperdició un penal. La visita terminó con nueve por las expulsiones de Rodríguez y Matellán.

El Tomba jugó bien, atacó con mucha gente y generó claras situaciones de gol pero no pudo doblegar a Ojeda que fue la figura de la primera etapa. 

El Bicho no reaccionó nunca y fue un simple expectador del juego tombino.

Con bronca, con mucha bronca se fue Godoy Cruz del Malvinas Argentinas. Y es que tuvo todo para ganarlo y quedarse con tres puntos importantes ante un rival directo de la tabla de promedios; sin embargo, no estuvo fino a la hora de definir y, además, se encontró con un Ojeda impecable en el arco del Bicho. 

El Expreso ganaba pero no generaba buen juego. Hoy, pasó todo lo contrario. El equipo de Palermo jugó bien por las bandas, encontró buenas sociedades y tuvo chances claras de gol, pero no convirtió, ni siquiera con un penal a su favor.

Ante la falta de acierto con pelota en movimiento, parecía que el destino le hacía un guiño al local con un penal a los 38' del segundo tiempo, pero no. Hoy, la pelota no iba a entrar.

El Tomba ya tenía a David Ramírez en cancha y Argentinos jugaba con uno menos desde los 27' del complemento por la expulsión de Rodríguez. A los 37', Matellán tocó groseramente el balón con la mano dentro del área y el árbitro cobró penal. Mauro Óbolo, quien venía de convertir ante Rafaela, se hizo cargo de la definición pero no le entró con suficiente fuerza a la pelota y ésta terminó fácilmente en las manos de Ojeda que se quedó parado en el medio del arco.

Y se fue el partido y se fue sin goles... Godoy Cruz, como dijo su técnico, "hizo todo y fue el que siempre propuso" ante un Argentinos que no tuvo reacción y que prácticamente no inquietó a Torrico, pero no convirtió y se quedó con un punto y demasiado sabor amargo.

El viernes que viene el Tomba tendrá revancha. Será en Avellaneda ante un Independiente complicadísimo con el promedio y urgido de una victoria.

Más de este partido.

 Embed      
 Embed      
 Embed      
 Embed      
 Embed      
 Embed      
 Embed      
 Embed      
 Embed      
 Embed      
 Embed