Diario Uno deportes
 El presidente le apuntó al opositor Hugo Moyano por el clima enrarecido de la asamblea, al recordar que “estuvo amenazando durante toda la semana y ayer no apareció”.  

"No les voy a dar el club a los barras y violentos", sentenció el presidente Rojo

El presidente de Independiente, Javier Cantero, desmintió anoche su renuncia al cargo después de la brutal agresión recibida por parte de barras en la sede social de la entidad, donde debía realizarse la asamblea de socios.

“No vamos a renunciar, ahora menos que nunca. No les voy a entregar el club a los violentos”, prometió el dirigente en radio La Red.

El titular de Independiente garantizó que va a “expulsar del club” a los violentos que irrumpieron en el piso del gimnasio Radrizzani y lanzaron sillas contra su humanidad y la de sus pares de la comisión directiva en un clima de extrema tensión, sin presencia policial.

“Para mí me entregaron. No puede ser que entren tan fácil a un lugar, voy a pedir las filmaciones. Hablé fuerte porque sino no se escuchaba, nada más... A ver si el culpable soy yo”, explicó en relación a las acusaciones de provocación en su ingreso al gimnasio de la sede del club.

El presidente le apuntó al opositor Hugo Moyano por el clima enrarecido de la asamblea, al recordar que “estuvo amenazando durante toda la semana y ayer no apareció”.

“Lamento que no haya venido, me hubiera gustado tener un debate con él”, dijo tras confirmar que recibió lesiones de menor gravedad por el ataque de los barras durante la asamblea.

Finalmente, declaró: “Lo único que lamento es que este atraso de la asamblea me hace perder tiempo en traer refuerzos y armar la pretemporada. Eso complica al club y a nosotros que tenemos que tomar decisiones”.

Por su parte, el revisor de cuentas del club de Avellaneda, Héctor Balcarce, dijo que “hubo intención de crear un caos y una acefalía. La agresión no fue espontánea fue armada”, remarcó tras haber sido agredido a sillazos durante la asamblea.

Fuente: Diario La Capital (Rosario)

 Embed      
Descontrol. Así quedó el escenario que debían ocupar Cantero y los miembros de la comisión directiva tras los hechos de violencia generado por los barras.
Descontrol. Así quedó el escenario que debían ocupar Cantero y los miembros de la comisión directiva tras los hechos de violencia generado por los barras.