Diario Uno > deportes

El sueño de Diego: "Dirigir a Messi en Barcelona"

Diego Maradona confesó su sueño de "dirigir a (Lionel) Messi en Barcelona", equipo que -opinó- "se ha desmembrado totalmente" desde la partida del entrenador Josep Guardiola.

En una entrevista concedida al diario deportivo español Marca, el astro expresó su cariño por el crack rosarino, a quien ya dirigió en el seleccionado argentino, y anheló un "reencuentro" en el club catalán.

"Quiero mucho a Messi y tengo el derecho a soñar con dirigirlo en el Barca algún día", se ilusionó Maradona, cuya última prueba como DT fue en el Al Wasl de Dubai.

Diego analizó que Barcelona luce "cansado" y realiza "toques sin sentido" en su juego cuando se lo consultó por la mini crisis del equipo ante las derrotas con Milan en la Liga de Campeones y Real Madrid en la Copa del Rey y la Liga Española.

"Se ha desmembrado totalmente sin Guardiola. En vez de tres toques y pelota al gol, se hace otra cosa. Tito (Vilanova) es un gran técnico pero ´Pep´ le había tomado el sentido al equipo", opinó.

Luego, criticó la planificación del equipo antes de la competencia oficial: "Barcelona hizo una muy mala pretemporada. Se fue a jugar directamente amistosos porque le pagan fortunas donde va. En verano le hacía jugar a Messi 60 minutos en partidos sin sentido porque los organizadores pagaban por ello".

Maradona jugó en la entidad blaugrana entre 1982 y 1984 y consiguió tres títulos: una Copa del Rey, una Copa de la Liga y una Supercopa de España.

Pese al flojo presente, Diego eximió de responsabilidad a Messi: "No puede salvar a Barcelona todos los partidos y no me parece justo que por dos partidos puedan matarlo (criticarlo)".

El ex capitán y DT del seleccionado argentino presenció el sábado pasado la victoria del Real sobre Barcelona (2-1) en Madrid, invitado especialmente por el portugués Cristiano Ronaldo, con quien se fotografió luego del clásico.

Finalmente, en otro tramo de la nota, Maradona declaró que Sergio Agüero "sería la solución ideal para Real Madrid", al que no le auguró una tarea "fácil" en el partido revancha de mañana con Manchester United (1-1) por el pase a cuartos de final de la Liga de Campeones. (Télam)