Diario Uno > deportes

El Rally de las Bodegas tuvo acción bajo la lluvia y entre los viñedos

El frío y la lluvia fueron un condimento extra en el desarrollo de la primera etapa del Rally de las Bodegas, primera competencia de la temporada 2013 del Campeonato argentino Sport Histórico.

Después de 327 kilómetros recorriendo paisajes y lugares característicos de Mendoza como: el Cerro de la Gloria, Luján de Cuyo, Uspallata, El Perilago y el imponente Cordón del Plata, la caravana compuesta por 69 autos Sport Clásicos concluyó la jornada con un merecido agasajo en la Bodega Terrazas de los Andes.

Durante el desarrollo previo, los participantes debieron sortear 22 PC (Pruebas de Habilidad) las que, por sus flamantes características, los obligaron a extremar su precisión con los relojes y la pisada del presóstato.

Tanto las que tuvieron lugar en el asfalto del Cerro de la Gloria, el Perilago o el Regimiento de Infantería de Montaña 16, como las de ripio, por las calles internas y los viñedos de testigo, de las Bodegas Melipal (donde se brindó un exquisito desayuno), Villas del Malbec (almuerzo, con show incluido) y Bodega Tapiz hicieron distinta esta edición de las 10 anteriores de este rally de regularidad.

Así lo reconoció uno de los pilotos que representa al Club Clásicos & Sport Mendoza, Eduardo Pulenta (Porsche 356 CSL - 1964): “Muy buen día, hemos mostrado otra faceta de Mendoza por los caminos recorridos, hemos pasado por variantes que nunca recorrimos”.

Alejandro Tait (Porsche 911 - 1970), coincidió: "Llevo nueve ediciones corridas y me divierto como la primera vez. La carrera viene muy bien”.

El ganador de la edición 2011, el salteño Fernando Nocetti (Triumph TR3B – 1962), no sólo elogió la belleza de los paisajes de la provincia, también los de la carrera: “Me encanta, es muy atractiva, un poco más simple que el Rally de la Montaña, pero con sus condimentos”.

Dos veces ganador en Mendoza (2007 y 2010) y favoritos a ganar la Copa Hyatt Mendoza 2013, Juan Tonconogy (Riley Sprite - 1938) también se sintió a gusto. “Si bien pasamos un poco de frío, me gusto mucho el recorrido elegido por los organizadores. Lo que más disfruté fue el rato de sol que nos acompañó en Uspallata. Respecto a la carrera cometimos un error en el Perilago, a nuestro entender tomamos mal una rotonda y perdimos mucho en ese sector, en lo demás las pruebas fueron excelentes”.

Con uno de los autos candidatos a ganar el “Best of Show” en el Concurso de Elegancia, el Mercedes-Benz 300 SL de 1956, Pablo Pérez se resignó al reconocer que “me falta práctica con esto de pisar la gomita”.

El campeón argentino 2012 Sport Histórico, Guillermo Acevedo (Jaguar XK 120 de 1954) reconoció que estuvo en un promedio alto. “No nos fue ni tan mal ni tan bien”, dijo.

El que quedó muy conforme, e hizo un balance positivo del día fue el ganador 2012 de la Triple Corona, Daniel Erejomovich (AC 15/80 Comp. Sport): “Más allá de la lluvia y las dificultad en las pruebas de ripio, tuvimos un gran día”.

Este sábado la etapa 2 tendrá un recorrido total de 335 kilómetros pasando una vez más por El Cerro de la Gloria y continuando por Cacheuta hasta la Bodega Nieto Senetiner. Después de un refrigerio la caravana continuará su periplo hacia Ugarteche y Tupungato neutralizando en la Bodega Rutini para el almuerzo. Tras pasar por el Manzano Histórico y Casa de Uco, el rally finalizará con la visita a Villa Rosa, donde tendrá lugar el Concurso de Elegancia.

Por la noche en el Teatro Independencia, también una novedad de esta edición, tendrá lugar la entrega de premios.

Vale recordar que la competencia ha sido declarada de interés Turístico Nacional y provincial por el Ministerio de Turismo de la Nación y el de Mendoza, respectivamente.