Diario Uno > deportes

Como bien reza el dicho: el que calla otorga

Por Franco Martín Ballabrigaballabriga.franco@diariouno.net.ar

Lo que en su momento fue un gran anuncio, que dejaba satisfechos a todos aquellos seguidores del Turismo Carretera, en los últimos días se transformó en una tremenda incertidumbre. Y esto no es ni más ni menos que la posible no llegada de la popular categoría a Mendoza el fin de semana del 12, 13 y 14 de abril.

La versión comenzó a sobrevolar cuando el TC se presentó en Neuquén y con el correr de los días pasó de ser una mera versión a una casi confirmación, ya que medios de otras provincias se hicieron eco de esto y hasta se animaron a arriesgar que la 4ª fecha de la temporada 2013 no se disputaría en Mendoza.

Y para los interesados en reflejar este tema, nada mejor que ir a las fuentes, nada mejor que consultar a aquellos que son responsables de traer a tal o cual divisional al autódromo de San Martín. Esos mismos que en momentos felices y positivos ocuparon minutos de radio, de televisión y buenos lugares en los medios gráficos y digitales. Pero del otro lado no hubo respuestas.

Y fue ese silencio el que de alguna manera agigantó el negativo rumor. Fue ese silencio el que le dio curso a estos dimes y diretes que cada vez tienen menos de incertidumbre y más de realidad.

Gerardo Martín, dirigente de la Asociación Volantes del Este; y Jorge Omar Giménez, Intendente de San Martín; fueron los únicos que mantuvieron contacto con los medios y más allá de que no hubo una aclaración contundente sobre el tema, es valorable haber hablado en tan crucial momento.

La llegada del TC a Mendoza ya se frustró alguna vez y eso no resultó determinante porque después finalmente arribó a la provincia. Si en este caso ocurriese lo mismo, no sería más que una triste noticia, pero que al fin y al cabo no modificaría la vida de nadie, como sí ocurre con la ida de la provincia de la Minera Vale o el conflicto que mantienen los maestros, entre otros problemas. Es decir, que el Turismo Carretera no venga hipotéticamente en abril no es un costo político difícil de pagar.

Y por ese motivo resulta muy extraño el silencio de unos y otros (llámese los responsables de la llegada del automovilismo grande a estas tierras). Y no queda otra que pensar, que como bien reza el dicho: el que calla otorga.