Diario Uno > deportes

Aveska ahora tira caños

Lorena Sidoti

sidoti.lorena@diariouno.net.ar

El punto que Independiente Rivadavia se trajo de Caballito frente a Ferro Carril Oeste fue visto con simpatía y conformismo por casi todos. Frente al Verdolaga, el equipo mejoró en el juego con respecto al último encuentro de local, pero le faltó ser más punzante a la hora de definir.

El director técnico azul, Fernando Gamboa, cambió el dibujo táctico: pasó de defender con tres a hacerlo con cuatro. Esto le permitió a Judelín Aveska ingresar entre los 11 titulares después de mucho tiempo.

El aguerrido defensor centroamericano no jugaba como titular desde la primera fecha del campeonato, cuando la Lepra empató sin goles frente a Almirante Brown.

Pero, fiel a su estilo de trabajar con humildad y esperar en silencio su oportunidad, el haitiano volvió frente a Ferro y lo hizo de manera formidable. El Negro –como todos cariñosamente le dicen– mostró una versión más dúctil de lo que nos tiene acostumbrado.

Lejos del rechazo distanciado y con firmeza para marcar, Aveska ofreció un juego con las características de un lateral brasileño, si hasta se animó a tirar un tremendo caño que hizo quedar en ridículo a un delantero de Ferro y también casi convierte un gol.

“Si ese zapatazo entraba, no se qué hacía para festejar el gol”, dijo entre risas el haitiano, quien se animó a probar al arco. El defensor contó: “Nos sentimos bastante cómodos y eso tiene que ver con la confianza que vamos agarrando poco a poco. Y eso también me da confianza para subir al ataque y bajar a marcar también. En este partido estuve bastante cómodo atrás. Pero hay que seguir trabajando y mejorar cada día”.

“Hablé con (Franco) Quiroga para que no baje a marcar tanto, porque él sabe de mi capacidad en la marca, así que le doy libertad de ir y yo lo ayudo atrás para marcar”, contó Aveska sobre su trabajo en conjunto por el lateral derecho.

“El caño me salió de casualidad. Se me nubló, y justo le vi las piernas abiertas y la metí por ahí. No es la primera vez que lo hago. En las prácticas también los tiro para reírme, pero justo estaba complicado y me salió”, contó con gran sinceridad el defensor de Independiente Rivadavia sobre la jugada que coronó una gran noche.

Y agregó: “De a poco voy agarrando la confianza y el ritmo. Porque el año pasado no jugaba y me costaba, pero de a poco voy trabajando y recuperando el ritmo”.

Un día volvió Jude a jugar como titular y lo hizo con todas las luces. Si hasta se animó a tirar un caño.

 Embed      
Pura potencia. El defensor de Independiente Rivadavia Judelín Aveska arranca en una práctica en el Parque. Foto: UNO/ Archivo
Pura potencia. El defensor de Independiente Rivadavia Judelín Aveska arranca en una práctica en el Parque. Foto: UNO/ Archivo