La asignatura Construcciones IV de la Carrera de Arquitectura, Urbanismo y Diseño de la Universidad de Mendoza, que pertenece al área tecnológica de la carrera, y por lo tanto los saberes “duros” de la misma, aborda la eficiencia energética en edificios. En la búsqueda de mostrar la integralidad proyecto arquitectónico desde la perspectiva de dicha área, encontró como el “estudio de casos” como instrumento pedagógico crea un camino para que los estudiantes observen que edificios diseñados y construidos bajo dicha premisa y así observar, que ser eficientes no implica restricciones proyectuales, sino búsqueda de estrategias adecuadas. 

El concepto de construcción sostenible se basa en el aprovechamiento racional de los recursos. Una construcción sostenible debe diseñarse y construirse para disminuir al mínimo la demanda de energía. La búsqueda de edificios energéticamente eficientes se consolida al máximo en aquellos denominados “Edificios de Consumo Cero”.

En esta línea se analiza el proyecto arquitectónico diseñado para alojar a los estudiantes de un programa educativo del Colegio Ámsterdam Noord, colegio público de la ciudad de Ámsterdam, que en 2013, crea una propuesta pedagógica que basa su instrumentación en entregar el cuidado y mantenimiento de una parcela de jardín de  6m2   de superficie a alumnos de escuela  primaria. Así surge dentro del colegio, el Centro de Aprendizaje de la Naturaleza y el Medioambiente, queluego de funcionar en aulas provisorias durante un tiempo, avanza a la construcción de un edificio propio. La tarea del diseño de la nueva construcción queda a cargo del Estudio de Arquitectura SLA, de Ámsterdam y la construcción abarca 281 m2 , en un predio asignado dentro de los jardines de la escuela.

 Embed      

Es fácil ver cómo la arquitectura acompaña el concepto educativo orientado al cuidado del medioambiente, porque las premisas del diseño arquitectónico que se hacen visibles al observador, son equivalentes al trabajo que desarrollan los estudiantes en las parcelas: cuidados respecto de asoleamiento, uso racional del agua, aprovechamiento del suelo, etc., aspectos que se asocian a la vida misma, bajo los conceptos la conservación del hábitat.

Es así que se diseña y construye este edificio de Consumo de Energía Cero, concepto muy difundido en Europa,donde la construcción genera y abastece su propia energía de demanda, en este caso particular, esto se logra con el uso de estrategias proyectuales bioclimáticas asociadas a la generación eléctrica provenientes de fuentes renovables como la solar fotovoltaica.

La forma de la parcela asignada a la construcción, es la que plantea el mayor desafío de diseño: conseguir un mayor desarrollo del edificio en la orientación sur, a fin de tener el máximo asoleamiento de los paneles fotovoltaicos en cubierta. Así resulta la particular forma de los techos, los que además de cumplir su cometido de producción energética, muestran la incorporación de los paneles como parte de la materialidad de la cubierta a simple vista.

 Embed      

CORTE ESQUEMÁTICO

El esquema arriba mostrado, permite dar una idea de las diferentes inclinaciones de los techos, a la vez que muestra la simetría funcional del proyecto con dos aulas en planta baja, con una oficina administrativa y una cantina en planta alta

El diseño bioclimático del edificio plantea ventilación cruzada, maximización de la iluminación natural, y una envolvente de hormigón, vidrio y madera. Como estrategia   solar pasiva cada cerramiento de hormigón se construye como muro Trombe, importante aporte energético al acondicionamiento térmico del edificio.  Con esta estrategia resuelve eficientemente uno de los dos rubros de mayor consumo energético en cualquier edificio: el acondicionamiento térmico.

La disponibilidad de madera en el lugar, permite usarla como elemento decorativo, recubriendo paredes y cubierta con dameros de lamas de madera cuyo diseño acompaña la forma de los paneles solares, logrando también un edificio de fotovoltaica integrada,al incluir los paneles como parte de la cubierta y no como elementos adosados con estructura externa.

La fachada norte se materializa con ventanas que controlan ventilación y proporcionan luz natural a todos los locales. Aquí se resuelve eficientemente el segundo rubro de mayor consumo en las edificaciones que es la iluminación.

 Embed      

Una vista interior permite observar la calidad de la luz, la utilización de la madera para revestir paredes y losas de hormigón, y como se priorizó las vistas a los jardines que comunican el Centro con el edificio principal.

Dada la relación que el Centro busca con la naturaleza y en particular con fauna del lugar, en la fachada oeste, se colocaron 20 casas para aves y una para un murciélago.

Lo interesante del caso presentado, es cómo se introduce al alumno mediante las situaciones   experienciales en el cuidado del cuidado del medioambiente: una a través de las tareas que implican el cuidado de la parcela a su cargo, y la otra con el tipo de edificio donde desarrollan sus actividades, así la sostenibilidad deja de ser un concepto explicado para ser vivenciado.

Es de hacer notar que la institución promueve que cada estudiante del Centro observe la escasa necesidad de aporte de luz artificial y de acondicionamiento térmico ya sea calefacción o refrigeración, a la vez que se les explica de qué manera la energía utilizada es generada por elementos que componen el edificio lo que completa en los estudiantes la idea de que es posible tener edificios confortables y sustentables a la vez.

 Embed      

El paralelismo del proyecto pedagógico y el funcionamiento del edificio es una innovadora forma de promover en las nuevas generaciones la cotidianeidad de habitar edificios amigables con el medioambiente.  

Nota: Fotografías : Filip Dujardin, Gent (Bélgica).

Autora: Mg. Ing. Civil María Susana Domizio FAUD - Universidad de Mendoza.

Te puede interesar...