Diario Uno China Watch Descanso
Investigación del Sueño

Atentos al buen descanso

Por UNO

Son las dos de la mañana y Zhou Xin, de 29 años, una desarrolladora de juegos de Beijing, está pasand jo otra noche sin poder dormir. Se levanta, rocía su almohada con un poco del atomizador que la ayuda a dormir y se toma dos comprimidos de melatonina para poder conciliar el sueño.

Zhou se encuentra entre los 300 millones de chinos que sufren de desórdenes de sueño. Según un informe reciente de la Sociedad de Investigación del Sueño de China, el 24,6 % de los chinos sufren de trastornos del sueño y la calidad de sueño del 94,1 % de la sociedad no alcanza el estándar de salud. “Los desórdenes de sueño no solo disminuyen la calidad de vida de los pacientes y traen enfermedades como consecuencia, sino que además tienen un impacto en la economía, como en la seguridad del transporte y la seguridad industrial”, dice el informe. “Ahora se ha vuelto un problema de salud público muy serio”.

El mercado de artículos para dormir de China está creciendo a medida que la gente gasta cada vez más dinero en productos que pueden ayudar a obtener un mejor descanso. El crecimiento de ingresos promedio anual por ventas online de artículos que ayudan a conciliar el sueño, como ropa de cama, dispositivos del control del sueño y suplementos, ha superado el 10 %, de acuerdo a un informe de la firma de investigación CBN Data de Shanghai.

De acuerdo al informe, además de los artículos tradicionales, los consumidores en las grandes ciudades están más interesados en los nuevos tipos de productos para dormir, que incluyen la melatonina, las enzimas, los atomizadores y los dispositivos inteligentes.

Asimismo, el comportamiento de compra difiere según la edad. Según el informe, las personas de más de 40 años tienden a elegir más los remedios basados en tratamientos, como las comidas naturales y los suplementos, mientras que aquellos nacidos en la década de los 80 desean optimizar su ambiente de sueño, gastando en grandes colchones de primer nivel, ropa de cama y almohadas. Además, aquellos nacidos en los 90 tienden a comprar productos como máscaras para ojos y atomizadores.

Fu Xi, director de operaciones del departamento de suplementos en Tmall, la subsidiaria de Alibaba, sostuvo que el año pasado el ingreso por ventas de los suplementos para dormir en su plataforma aumentó un 300 % anual y el crecimiento en 2017 superó el 200 %. “El grupo de consumidores es cada vez más joven: el 60 % de los consumidores de ciertas marcas de suplementos nacieron después de 1985”.

Zhang Bin, director y subsecretario general de la Sociedad de Investigación del Sueño de China, estimó de forma prudente que el mercado actual de los productos para dormir de China ha alcanzado más de 100 mil millones de yuanes (u$s 20,7 mil millones). “La industria ha pasado del sector médico a las familias común y corrientes y ha conseguido un desarrollo a largo plazo. El sueño es fundamental para la salud de las personas, lo cual es una buena razón para prestarle atención. Aunque la industria tuvo un comienzo muy lento, no se ha quedado atrás en términos de portales móviles y tecnología terminal inteligente. Con la innovación tecnológica, la industria transformadora se desarrollará fácilmente. Asimismo, los wearables de detección del sueño y los productos de intervención remotos serán populares en el futuro”.

Los expertos del mercado señalaron que a medida que la urbanización en China se acelera, el sueño de alta calidad se ha convertido en un deber. La industria de los productos para dormir es un océano azul en la industria de la salud y obtener una participación de mercado anticipada les da ventaja a las compañías, agregaron.

Temas relacionados: