Diario Uno > afondo

Facebook, el terror de las parejas

Cuanto más tiempo pasamos navegando en la red social Facebook, más propensos nos volvemos a sentircelos en nuestras relaciones de pareja, según asegura un estudio elaborado por una universidad

canadiense.

En el mismo participaron 308 estudiantes de entre 17 a 24 años a los que se les preguntó

sobre sus hábitos en Facebook y la manera en que esta red social está influenciando sus relaciones

sentimentales.

"Cuando empecé a dar clases en la universidad me sorprendió la cantidad de historias que

escuché sobre el impacto negativo que Facebook estaba teniendo en las relaciones de pareja de los

estudiantes", le explicó a BBC Mundo Amy Muise, investigadora de la Universidad de Guelph y una de

las autoras del estudio.

Muise y su colega Emily Christofides llegaron a la conclusión de que, en el contexto de una

relación sentimental, exponer a una pareja a todo el contenido de carácter personal que se

encuentra en Facebook incrementa los celos y las sospechas.

"A la hora de llevar a cabo la investigación tuvimos en cuenta los elementos de la

personalidad y de las relaciones que están habitualmente asociados a los celos, como la confianza,

la autoestima o el compromiso en la relación", cuenta Muise.

"Facebook aumenta el acceso a información de nuestras parejas y esa información, por lo

general carece de contexto, por lo que provoca celos", explica la investigadora.

Ex parejas

El estudio, publicado en la revista CyberPsychology and Behaviour Journal, señala que el

problema se encuentra en que las redes sociales han cambiado la percepción de lo que es público y

privado, y ahora los individuos tienen acceso a más información sobre las ex parejas sentimentales

y amigos de sus actuales compañeros de la que en el pasado podían conocer por otros medios.

De hecho, el 74,6% de los participantes en el estudio reconoció tener a sus ex parejas entre

sus amigos de Facebook y el 78,9% aseguró que sus parejas actuales tenían a parejas previas en su

lista de amigos de la red social.

Además, un 92,1% señaló que sus parejas tenían amigos en Facebook que no conocían.

El estudio señala que los celos se pueden volver cada vez más compulsivos, en la medida en la

que la vigilancia del perfil de la pareja en Facebook aumenta, pues cualquier nuevo mensaje o

fotografía que se publica en el "muro" puede ser sacado de contexto.

"Descubrimos que la cantidad de tiempo que se pasa en Facebook es un buen indicador del nivel

de celos que se experimenta", le explicó Amy Muise a BBC Mundo.

"Los individuos están expuestos en Facebook a elementos que pueden desencadenar los celos, lo

que les lleva a pasar más tiempo en Facebook, controlando la página de sus parejas, lo que al

tiempo les expone a más información que potencialmente puede causar celos, por lo que se convierte

en un círculo vicioso".

Situaciones ambiguas

En el estudio se señala que entre los desencadenantes habituales de los celos se encuentran

las escenas ambiguas entre la pareja y sus ex compañeros sentimentales, y esas situaciones ambiguas

suelen darse en Facebook.

Quizás lo que más sorprende a los investigadores es que, pese a que la mayoría de los

participantes en el estudio reconoce que la publicación de información en Facebook sin el contexto

adecuado incrementa los celos, la mayoría de ellos siguen haciendo pública información personal

descontextualizada.

Eso, según los responsables del estudio, está en consonancia con investigaciones previas que

señalan que muchos usuarios de redes sociales no son del todo conscientes de que la revelación de

cierta información en internet puede ser causa de preocupación para sus compañeros sentimentales.

Como resultado de ello, concluyen los investigadores, se fomenta un circulo vicioso en el que

la publicación de información sin contexto en Facebook incrementa la posibilidad de que la pareja

de uno haga lo mismo, lo que al tiempo incrementa la propia experiencia de los celos.